«No me ofende que me llamen rojo», asegura Ábalos sobre el incidente de Mérida

José Luis Ábalos junto al alcalde de Mérida, Antonio Rodríguez Osuna, el sábado en Mérida, horas después del incidente. :: /J.M. ROMERO
José Luis Ábalos junto al alcalde de Mérida, Antonio Rodríguez Osuna, el sábado en Mérida, horas después del incidente. :: / J.M. ROMERO

El popular Hernández Carrón reprocha al ministro que fuera a un pub y el alcalde Osuna pide disculpas en nombre la ciudad

REDACCIÓN

El ministro de Fomento y secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, quitó hierro este lunes a los insultos que le dirigió un agente en segunda actividad de la Policía Nacional el pasado viernes en un pub de Mérida tras asegurar que este tipo de episodios «no le afectan nada», como tampoco le ofende que le llamen «rojo» como adelantó HOY el domingo.

Ábalos señaló que «le sorprendió la repercusión» que tuvo el incidente ocurrido en la capital extremeña, adonde se desplazó para participar el sábado por la mañana en la Conferencia Política del PSOE regional, y remarcó que no le preocupa el incidente, por el que también ha ido a declarar otra persona que estaba junto al agente, un procurador con despacho en Mérida.

«No le he dado ninguna importancia. No es la primera vez. No me afecta nada. Estoy muy acostumbrado a esto. Lo de rojo no me ofende, es descriptivo. Lo de mencionar a mi madre ya es más lamentable», manifestó el dirigente socialista en rueda de prensa tras la reunión de la Ejecutiva de su partido en Madrid.

El agente mostró su placa a la Policía Nacional cuando se personó en el bar tras la llamada de un escolta de Ábalos, sin que éste estuviera ya presente en la identificación. Según el ministro, lo que es «extraño» es que la persona que le insultó llevara la acreditación de policía cuando ya no tenía derecho a portarla por estar en segunda actividad.

«¿Por qué alguien que no puede ni debe llevar la placa la lleva? ¿Para qué le sirve?», se preguntó el dirigente socialista, quien puntualizó que el agente no se acercó a él y que se marchó del bar cuando tuvo que irse, por lo que «no hubo ningún incidente como tal».

Tuit de Pedro Acedo.
Tuit de Pedro Acedo.

De otra parte, José Luis Ábalos, censuró a Pedro Acedo, diputado del PP en el Congreso y exalcalde emeritense, por ironizar sobre el comportamiento del agente y describir los insultos como «un recibimiento», como se puede leer en un mensaje escrito en su perfil de Twitter el domingo. El que fuera regidor de la capital de Extremadura durante 16 años acompañó sus palabras con una imagen de la noticia de HOY.

«Me molesta que haya quien celebre eso y ocupe un escaño. Esa persona ya no puede hablar de bilduetarra, ni proetarra, ni de nada de eso porque es un violento y los violentos no caben en las instituciones sean del partido que sean. Eso sí me ha llamado la atención», se quejó el político valenciano.

En opinión del ministro, es «lamentable» que Acedo, «muy conocido por su machismo, sea ahora conocido por su propensión a la violencia. Estos personajes son los que me dan más miedo», recogió Efe.

Acedo, Carrón y Osuna

Pedro Acedo respondió horas después que «en ningún momento» sus palabras incitan a la violencia y le pidió a Ábalos que le pida disculpa por sus afirmaciones. También le acusó de manipular sus aseveraciones.

Casi al mismo tiempo, el PP de Extremadura, a través de su portavoz parlamentario adjunto, Luis Alfonso Hernández Carrón, se pronunció también contra el ministro de Fomento por el incidente de Mérida. Carrón le llegó a calificar como «broncas» y le afeó «que se fuera de bares en Mérida». «Es lamentable que un ministro de España venga a Extremadura y se enfrente a los ciudadanos porque anda de bares después del mitin», señaló ayer el diputado popular, aunque en realidad Ábalos acababa de cenar cuando ocurrió el incidente.

Añadió que «si esto hubiera sido parte de una película de Berlanga, el señor Ábalos sería el personaje del broncas, porque está metido en todas las peleas».

Declara en Comisaría la persona que estaba junto al policía

Si el sábado el policía en segunda actividad se acercó a la Comisaría de Mérida para declarar, ayer fue el turno de la persona que estaba junto a él la noche del viernes pasado. Se trata de un procurador con despacho en la capital extremeña que, según supo HOY, iba ayer tarde a trasladar su versión. La Policía Nacional está instruyendo un expediente para determinar si cometió falta y si puede ser considerada una infracción administrativa o judicial. El expediente tardará varias semanas en resolverse, se avanzó. La delegada del Gobierno, Yolanda García Seco, confirmó que se ha tomado declaración a otros testigos que estaban en el pub. «Los ciudadanos tienen derecho a expresar sus opiniones sin necesidad de injurias ni de insultos. La crispación no nos lleva a ningún sitio», dijo. «Afortunadamente es algo extraordinariamente atípico porque creo que esa no es la manera de llevar la política ni llevar las ideas a ningún sitio».

La réplica a las manifestaciones del PP extremeño llegó a través del portavoz del PSOE regional, Juan Antonio González. Valoró que las declaraciones de Acedo son más propias de un «energúmeno» que de un político. «Debería pedir disculpas públicas por incitar a la violencia». A juicio de González, este hecho refleja el «clima de crispación» con el que el PP «está sometiendo a este país».

Por último, el alcalde emeritense, Antonio Rodríguez Osuna, escribió en Facebook que «cualquier político de cualquier partido es recibido cordialmente en una ciudad que necesita tener una imagen impoluta. Nos jugamos mucho con estas cosas».

Osuna lamentó el incidente con Ábalos y le pidió disculpas en nombre de todos los ciudadanos de Mérida. «Cero tolerancia con cualquier tipo de violencia verbal. Mérida no es así», concluyó el primer edil.

Más información