La nueva renta básica sube la prestación inicial un 25%

Diputados de Podemos antes del inicio de la sesión plenaria../Brígido Fernández
Diputados de Podemos antes del inicio de la sesión plenaria.. / Brígido Fernández

Podemos consigue el apoyo del PSOE para aprobar su propuesta pero con grandes cambios respecto al texto original

Juan Soriano
JUAN SORIANO

Adiós a la renta básica y bienvenida a la nueva renta extremeña garantizada. Podemos y PSOE pactaron ayer finalmente para aprobar la propuesta de la formación morada, aunque el texto final introduce numerosos cambios respecto al original, mucho más ambicioso.

El Pleno de la Asamblea de Extremadura aprobó ayer la propuesta de ley de Podemos, como se había comprometido la Junta el pasado mes de septiembre y como se recogía en el acuerdo para la aprobación de los Presupuestos autonómicos de 2018.

Una de las novedades de la nueva norma es que la prestación básica crece un 25%. La ley actual establece una cuantía mensual inicial equivalente al 80% del IPREM, situado en 537,84 euros al mes. En función del número de miembros de la unidad familiar, se puede llegar a un tope del 135%. De ese modo, el pago oscila en líneas generales entre 430 y 726 euros.

La formación morada pide a la Junta que deje de denegar solicitudes «de manera arbitraria»

La propuesta aprobada ayer eleva al 100% del IPREM el pago inicial para unidades de un solo miembro, con un tope del 160% en función del número de integrantes y con la posibilidad de superar esa cifra si se incluye a personas con discapacidad. En conclusión, el pago básico oscila entre 537,84 y 860,5 euros.

Junto a esto se establece que las personas que reciben algún ingreso por debajo de esas cuantías podrán percibir la parte que resta hasta llegar a esa renta mínima. También se flexibiliza la exigencia de residencia previa en la comunidad, que pasa de un año a seis meses. Además, Podemos introdujo una enmienda para que el reglamento de desarrollo de la ley se apruebe en un máximo de seis meses desde su entrada en vigor.

Sin embargo, hay propuestas de Podemos que finalmente no han salido adelante. Una de ellas es la entrada en vigor de la ley, que ya no será inmediata, sino a los cuatro meses de su publicación en el DOE.

Además, la formación morada quería vincular la cuantía al umbral de pobreza establecido para un hogar unipersonal por el Instituto Nacional de Estadística, lo que implicaba elevar el pago básico a 710 euros. El tope se fijaba en 1.420, con la opción de incrementarlo un 20% por gastos de vivienda.

Junto a esto, Podemos quería desvincular el cobro de la prestación del llamado programa de acompañamiento, destinado a la inserción sociolaboral. El PSOE consiguió que se mantenga como obligatorio.

Asimismo, la propuesta original contemplaba la posibilidad de conceder la renta a personas que, aunque no cumplieran los requisitos, se encontraran en situación de exclusión social grave. Esta opción ha sido desestimada.

Estos cambios se introdujeron tras la aprobación de las 70 enmiendas del PSOE, gracias al voto a favor o la abstención de Podemos.

La norma queda lejos de lo que pretendía la formación morada, pero, como señaló el diputado de Podemos Daniel Hierro, se ha conseguido avanzar en cuestiones como el incremento de la cuantía y la creación de unos criterios objetivos de concesión. Aún así, conminó a la Junta a aumentar la dotación presupuestaria y a «no seguir denegando solicitudes de manera arbitraria».

Por su parte, el diputado socialista Carlos Labrador recalcó que su grupo no quiere una renta básica vitalicia y universal, sino temporal y vinculada al programa de inserción; así como una prestación que fuera «presupuestariamente asumible».

Gasolineras desatendidas

Además de este asunto, el pleno de ayer también aprobó una propuesta de ley del PSOE para modificar el Estatuto de los Consumidores de Extremadura. Entre otras cuestiones, incluye una nueva regulación para las gasolineras automáticas.

En concreto, se establece que todas las estaciones de servicio, mientras permanezcan abiertas de 07.00 a 22.00 horas, deberán cumplir las normas sobre accesibilidad y contar con un dispositivo de comunicación para atención al cliente. Estas medidas se pueden sustituir por la presencia de personal.

En la sesión plenaria se rechazó la enmienda de totalidad presentada por el PP contra la propuesta de ley de vivienda del PSOE, que seguirá su tramitación ordinaria.

Otras noticias