La moción y Cataluña acaparan una legislatura excepcional

Carlos Floriano, Marisol Pérez y Amparo Botejara/HOY
Carlos Floriano, Marisol Pérez y Amparo Botejara / HOY

Carlos Floriano (PP), Marisol Pérez (PSOE) y Amparo Botejara (Podemos) hablan de su experiencia política en uno de los momentos más intensos de la democracia | HOY habla con tres de los diez diputados extremeños en Madrid, quienes consideran que los últimos años vividos en el Congreso han sido «históricos»

J. López-Lago
J. LÓPEZ-LAGO

Carlos Floriano (PP), Marisol Pérez (PSOE) y Amparo Botejara (Podemos). Los diputados extremeños en Madrid tenían como encargo defender los intereses de la región y se han encontrado con una XII legislatura excepcional que ha alumbrado dos gobiernos y ha transcurrido con una inestabilidad nunca antes conocida. Ahora que el Congreso se ha disuelto ante las elecciones del 28 de abril, tres de los diez diputados de la región hacen balance de una etapa política que valoran como atípica y trepidante. Es más, los tres parlamentarios coinciden en que han vivido en primera persona un hito histórico en la democracia española como fue la moción de censura del pasado 1 de junio que aupó al Gobierno al socialista Pedro Sánchez y jubiló de la política al popular Mariano Rajoy.

Otros factores que también han influido en el ambiente parlamentario, dicen, ha sido el aliento de Vox en los últimos meses aun sin tener representación parlamentaria en Madrid y la crisis abierta en Cataluña, que en opinión de todos, ha condicionado gran parte de la actividad de los partidos en los últimos meses.

El cacereño Carlos Floriano (PP) no seguirá previsiblemente en el Congreso después de tres legislaturas con escaño puesto que su partido lo ha designado candidato al Parlamento Europeo. Marisol Pérez (PSOE) es la diputada con mayor experiencia de la región después de seis legislaturas como representante de la circunscripción por Badajoz. Por su parte, Amparo Botejara (Podemos), es la única con posibilidad de repetir porque su formación la ha vuelto a designar cabeza de lista por Badajoz.

El 20D de 2015 Botejara hizo historia porque por primera vez, de los diez diputados que corresponden a Extremadura, uno de ellos no iba a parar a PP o PSOE. Además, ha ejercido como médico de familia toda su vida y ha debutado como política esta legislatura. Casi todos los temas que ha defendido en los últimos tres años han estado relacionados con la Sanidad, donde ha negociado unos Presupuestos que finalmente no se han podido aplicar, ha trabajado en la desprivatización de la salud y ha impulsado tres propuestas de ley, una sobre la eutanasia, otra para evitar los copagos sanitarios y una tercera relacionada con el ámbito de la salud mental.

En realidad ninguna se ha llegado a sustanciar, entre otras razones porque las elecciones se han adelantado. Sin embargo, Botejara cree que, con ella o sin ella en el Congreso, es un trabajo que ya está hecho y en la siguiente legislatura, la XIII, quedará rematado. «No tengo la sensación de que mi esfuerzo no haya servido para nada. Lo que sí he aprendido es que en política el trabajo es muy lento y en el Congreso hay mucha actividad con poca utilidad. Además, muchas cosas se hacen pensando en la foto, en los votos, no en los problemas de la gente», lamentaba esta semana.

Repetición de elecciones

Para la socialista Marisol Pérez, que ya se ha despedido del Congreso tras 18 años en la Cámara Baja, esta última legislatura hay que interpretarla desde la anterior, que resultó fallida porque hubo que repetir elecciones. «Empezamos con una angustia vital de no poder dar respuestas a a un país que lo que necesitaba era estabilidad», recuerda Pérez, para quien los nuevos partidos –Podemos y Ciudadanos–, así como el PP, que obtuvo mayoría de votos, «no actuaron con responsabilidad».

Para Pérez, la jornada en la que se produjo la moción de censura fue un día «memorable». En sus seis legislaturas como diputada ese momento solo es comparable cuando se aplicó la aplicación del artículo 155 para tratar de desactivar la deriva secesionista catalana o cuando Ibarretxe trajo al Parlamento su plan para modificar el Estatuto vasco y el Parlamento le dijo que no, lo que explica hoy la posición más moderada del PNV.

En cualquier caso, Pérez no esperaba que la moción de censura al PP prosperara. «Creí que no iba a salir adelante porque hasta el último momento los socialistas le pidieron a Rajoy que se fuera. Ocurrió tras la sentencia de la Gürtel y lo que queríamos era que entrara aire fresco en el Gobierno. Pero para todos fue una sorpresa la reacción de Rajoy aquella tarde, con su sitio vacío y en su lugar el bolso de Soraya. Pensábamos que Rajoy estaba pensando en su dimisión y estaba en un restaurante comiendo, lo cual precipitó la llegada de un nuevo Gobierno ilusionante que al fin trajo algo de sosiego», opina.

El extremeño Carlos Floriano, que ha sido diputado en Madrid por el PP desde 2008, reconocía que «ha sido una legislatura marcada por la moción de censura y la posterior formación del Gobierno en la que hemos visto por primera vez que el partido que sostiene al presidente –PSOE– tiene 50 diputados menos que el partido que había ganado la elecciones. Además, Sánchez accede al Gobierno sin ser diputado y apoyándose en partidos que habían planteado la secesión de una parte de España. Esos tres hechos son los que han marcado la legislatura porque no olvidemos que 48 horas antes se habían aprobado los Presupuestos Generales del Estado para 2018 y 48 horas después hubo un acuerdo para echar al PP. Ahí cobraron especialmente protagonismo los partidos nuevos –Ciudadanos y Podemos–, que no han aportado estabilidad ni reformas positivas para el país».

Botejara, de Podemos, no esperaba aquella moción de censura. «Ese día había un ambiente enfervorecido y tuvimos muchas reuniones. A mí no me cuadraba que saliera, pero Pablo Iglesias estaba seguro, supongo que porque tiene más información. Todos pensábamos hasta unas horas antes que se iban a convocar elecciones (...). Otra cosa que me sorprendió fue que Soraya Sáenz de Santamaría, tan relevante en el PP, quedara luego tan relegada».

Según Floriano, «durante la moción de censura el PNV dio pruebas de que prefiere su interés particular al interés general del país, y Pedro Sánchez se aprovechó de todo eso apoyándose en partidos que meses antes habían planteado la ruptura del país (...). Soy partidario de la política vista como una manera de llegar a acuerdos, pero éstos no pueden estar por encima de la Constitución y la ley».

Según Pérez (PSOE), «Podemos se dedica al activismo en la calle y tienen que aprender que hay normas que son garantías para que todo funcione, aunque en el último año han aprendido bastante que un Parlamento tiene su liturgia».

Para Botejara (Podemos) y Pérez (PSOE), la cuestión catalana ha teñido prácticamente toda la actividad política en los últimos meses. «Es que te ponías a hablar de la falta de pediatras y salía el tema de Cataluña, y eso a mí me parece una falta de respeto por parte de Ciudadanos y PP, que se creen que estar hablando todo el rato de Cataluña les da votos. Pero es que España tiene otros problemas», lamenta la representante de Podemos.

Los asuntos extremeños

En cuanto a los temas extremeños, los tres parlamentarios hablan de que muchas medidas que se aprueban a nivel nacional inciden directamente en la circunscripción que defienden. Según Floriano, en relación a la primera etapa de la XII legislatura, cuando aún gobernaba el PP, «lo que se ha hecho en Extremadura se ha hecho con los presupuestos aprobados del Partido Popular, como la bajada de impuestos, o la de viudas que hay en Cáceres que se han beneficiado de nuestra subida de las pensiones o la subida del sueldo de los funcionarios, la equiparación de salarios de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado».

Igualmente, Pérez habla de que la subida del salario mínimo interprofesional o el aumento de las pensiones que ha alentado su partido y que tienen en Extremadura la comunidad más beneficiada. También existen cruzadas particulares, como la de esta diputada de Azuaga con la conversión de la N-432 (Badajoz-Granada) en autovía. Según explica, si este proyecto ha fracasado ha sido por culpa del PP.

Sobre las inversiones en la infraestructura ferroviaria extremeña difieren Floriano y Pérez, que sostienen cada uno por su lado que su partido ha sido el que más está impulsando la alta velocidad en la región.

Y en cuanto a otros temas concretos que afectan a Extremadura, la diputada de Podemos cita además medidas sobre la fruta de hueso, uno de los motores de la agricultura extremeña o la ampliación del número de hectáreas en la región para producir cava. Según la socialista Marisol Pérez, en la primera parte de esta legislatura varios diputados extremeños de los tres partidos políticos sumaron sus fuerzas para defender esta cuestión. «Llegamos a ponernos todos de acuerdo en esta causa, pero luego la ministra Tejerina (PP) dijo que no».

Renovación en sus partidos

Por otro lado, a la intensidad parlamentaria de los últimos meses ha habido que sumar la renovación de cargos en los dos principales partidos. Marisol Pérez dice que cuando el PSOE se quedó sin líder en septiembre de 2016, cuando el comité federal tumbó a su secretario general, Pedro Sánchez, «el partido se rompió. Para muchos de nosotros aquello fue un desgarro personal», reconoció esta semana Marisol Pérez.

En cuanto al relevo de Rajoy, después de unas primarias en las que saltó la sorpresa, Floriano decía esta semana que «Pablo Casado ha traído un aire fresco al centro derecha español y estoy seguro de que será el próximo presidente del Gobierno en España».