La Junta se deshace de 118 viviendas

La Junta de Extremadura vendió 118 viviendas de promoción pública en el último trimestre de 2017, por un importe total de casi dos millones de euros, a los adjudicatarios que las ocupaban en régimen de alquiler.

Estos datos corresponden a la suma de las enajenaciones escrituradas (compra de los arrendatarios) más los contratos privados aplazados.

El precio medio de venta de los tres meses fue de 16.608 euros y el importe máximo se situó en los 34.461 euros, según datos del informe de la Secretaría General de Arquitectura, Vivienda y Políticas de Consumo. De las 118 fincas enajenadas, entre las que hay algún garaje, 96 son de la provincia de Badajoz y el resto, 22, de la de Cáceres. Las localidades donde se produjeron más enajenaciones fueron Mérida (9), Cáceres (9), Badajoz (7) y Malpartida de la Serena (5). En el mes de octubre, noviembre y diciembre se escrituró la compraventa de 27, 43 y 48 fincas.