El futuro de la Isla de Valdecañas, a debate