La diferencia de precios entre gasolineras en la región llega a 9 euros por depósito

El carburante apenas ha variado su precio un uno por ciento en el último año en la comunidad. :: arnelas/
El carburante apenas ha variado su precio un uno por ciento en el último año en la comunidad. :: arnelas

Llenar un coche diésel cuesta entre 55 y 64 euros, y uno de gasolina de 62 a 71, precios muy similares a los del año pasado en estas fechas

Antonio J. Armero
ANTONIO J. ARMEROCáceres

Llenar el depósito del coche en la estación de servicio más cara de Extremadura en vez de hacerlo en la más barata puede significar gastarse casi diez euros más. En el caso de los vehículos diésel, cincuenta litros cuestan 55,05 euros en el establecimiento más asequible de la comunidad autónoma y 63,95 en el que presenta el precio más elevado. Es decir, se pueden abonar de más o ahorrar, según la elección, hasta 8,95 euros. Para la gasolina de 95 octanos, que es la más popular, la horquilla va de los 61,50 a los 70,95 euros, lo que equivale a una diferencia de 9,45 euros, según los precios que figuraban ayer en el portal web de hidrocarburos del Ministerio para la Transición Ecológica, al que los establecimientos envían sus precios.

Más información

Las estaciones de servicio de venta al público en general con el gasóleo habitual a menor coste están en Montijo (la que Tierrasgordas tiene en la carretera de Mérida) en el caso de la provincia de Badajoz y en Riolobos (en la avenida de Plasencia) en la de Cáceres. Venden a 1,101 y 1,13 el litro de combustible diésel, respectivamente. En cuanto a las de gasolina, las que proponen la compra más ahorradora se localizan en Almendralejo (en el Leclerc de la avenida de Sevilla, 140) y en Piornal (la que la cooperativa San José tiene en el paseo de La Feria). Venden a 1,23 y 1,24 respectivamente.

En todos los casos, los precios actuales son bastante parecidos a los que había hace un mes o hace un año. En concreto, el gasóleo está ahora en Extremadura un 0,7% más caro que hace un mes, lo que se traduce en 40 céntimos por cada 50 litros (el tamaño de depósito más común entre los turismos), según el histórico de precios por autonomías que el Ministerio ofrece en su web. Y un 0,75% más barato que hace un año, o lo que es lo mismo, 75 céntimos por cada 50 litros. En cuanto a la gasolina, la situación tampoco difiere apenas de la que había hace un mes ni la de un año atrás.

La horquilla es tan grande que se puede pagar más por repostar un coche diésel que uno de gasolina

Por ciudades, la estación de servicio más barata de Badajoz está en el área de San Martín, en el polígono industrial El Nevero 17, que vende el litro de gasóleo a 1,117. Este liderazgo es compartido, ya que el precio es el mismo en la gasolinera de Nubex en el kilómetro 1 de la carretera BA-20 (la antigua N-V a su paso por la capital). Estos dos establecimientos son también los más asequibles cuando hay que repostar gasolina 95. La de El Nevero la tiene a 1,239 y la otra, a 1,247. En Cáceres, las más baratas son la de Petrocar en la carretera de Miajadas (kilómetro 1,750) y la de Petrogold en la plaza de Juan Ramón Jiménez (La Mejostilla). Las dos tienen el gasoil a 1,139 el litro y la gasolina a 1,259.

En Mérida, la que tiene los precios más bajos es la de Buran Energy en la calle Valladolid (polígono industrial El Prado), que ofrece el combustible para vehículos diésel a 1,14 euros por litro y la gasolina a 1,265. Por último, en Plasencia, la mejor opción para el bolsillo es la de Shell en la calle Bélgica esquina con la travesía Adelardo López Ayer (junto a la avenida de Martín Palomino). El litro de gasóleo cuesta 1,189 y el de gasolina, 1,289 euros.