Una compañía teatral pone a prueba a los futuros médicos fingiendo ser sus pacientes