Cinco acercamientos a la Universidad

Aún quedan reformas importantes, como la de implementar habilidades imprescindibles, no ya para ser algo en la vida, sino para ser alguien, como hablar en público, leer comprensivamente, saber redactar informes y presentarlos visualmente, trabajar colaborativamente, etc

PILAR GARCÍA CEBALLOS-ZÚÑIGAPresidenta de la Fundación Bancaria Caja de Extremadura

EL futuro es hoy. El poder del cambio continuo en nuestra sociedad y en particular los cambios tecnológicos, son tan importantes que nadie se resiste a reconocerlo. Ni una institución casi milenaria como la Universidad se escapa a la influencia de esos cambios en la configuración de carreras, líneas de investigación e incluso sistemas internos de gestión. Como se preguntaba ya Pedro Laín en 1952: «¿Es posible en España una universidad verdaderamente satisfactoria?» Las universidades se han reinventado a lo largo de su historia y ya se están preparando para construir la Universidad del futuro.

Desde mi experiencia en empresas tecnológicas preocupadas por su relación con la Universidad, propongo cinco acercamientos que la Universidad de Extremadura, el motor económico de la región, como acertadamente publicó el informe del IVIE en 2011 con cifras contundentes, debe seguir propiciando en los próximos años.

Primera clave: Acercar la tecnología a las aulas. Es muy importante que las TIC lleguen al día a día de nuestros universitarios, no solo en el aula, sino también a lo largo de toda la vida universitaria. El acercamiento de los jóvenes a las tecnologías les va a permitir manejar herramientas básicas para su vida profesional desde los primeros años de carrera. No se trata solamente de usar mecanismos de apoyo al profesor, sino además, y esto es lo importante, de generar con el alumno espacios de interacción mediante cuestionarios, evaluaciones online, realidad virtual, apoyo en la búsqueda de datos… todo ello aún en fase incipiente. Estos nuevos recursos permiten un aprendizaje mas activo y que se disponga de una herramienta excelente también para integrar personas con discapacidad y refleja el entorno laboral que se van a encontrar los alumnos en el ámbito empresarial. Hablamos ya de la digitalización en la universidad.

Segunda clave: Acercar la empresa al campus. La colaboración y la cooperación con el sector empresarial son claves para articular una Universidad abierta al futuro. En este aspecto, se han hecho grandes esfuerzos durante los últimos 15 años, desde la llegada de algunas grandes empresas tecnológicas, como fue Viewnext (IBM) al campus de Cáceres, en 2006. Tras ella, decenas de empresas se alojan ya en los Parques Tecnológicos y se nutren de titulados altamente cualificados. Por otra parte, la realización de prácticas en empresas y su obligatoriedad desde los primeros años de carrera es esencial para incorporar paulatinamente a los universitarios a la visión práctica y al desempeño de su actividad profesional.

Tercera clave: Acercar las habilidades a los alumnos. El denominado Espacio Europeo de Educación Superior (EEES) ha llegado a la Universidad española, y, con él, la necesidad de prestar atención no solo a los conocimientos, sino a las habilidades. Pero aún quedan reformas importantes. Quizá una de ellas sea la de implementar las habilidades absolutamente imprescindibles, no ya para ser algo en la vida, como se decía antiguamente, sino para ser alguien. Se trata de hablar en público, leer comprensivamente, saber redactar informes y presentarlos visualmente, manejar software básico de comunicación, trabajar colaborativamente, manejar conflictos, aprender a liderar equipos, dirigir proyectos, gestionar cambios... Son capacidades claves para el mundo empresarial. En el informe Manpower sobre empleabilidad (2017) irrumpe la flexibilidad cognitiva como una de las diez competencias clave para la empleabilidad en 2020, junto con la solución de problemas complejos, la creatividad, el pensamiento crítico, la gestión de equipos, la coordinación con otros, la inteligencia emocional, el juicio y toma de decisiones, la orientación al servicio y la negociación.

Cuarta Clave: Acercar la flexibilidad al sistema. Como dijo Alvin Toffler, el cambio no solamente es necesario en la vida: es la vida en sí misma. Vivimos en una sociedad de cambios continuos, especialmente tecnológicos, pero no solo, de los que la universidad no puede estar alejada. Richard Fuller halló que, hasta 1900, el conocimiento humano se había duplicado aproximadamente cada cien años. Al final de la Segunda Guerra Mundial, esto sucedía cada veinticinco años. Hoy existen diferentes tipos de conocimiento con diferentes velocidades de duplicación; por ejemplo, en nanotecnología se estima que esto ocurre cada dos años y en el campo clínico, cada dieciocho meses. En promedio, el saber humano se duplica cada trece meses. Según IBM, la construcción del 'internet de las cosas'» llevará a que esta multiplicación acontezca cada doce horas, como afirma Granados (2018). Los estudios universitarios, agrupados en la actualidad en forma de asignaturas, tienen que contar con un factor corrector que permitan actualizarlas permanentemente y rápidamente.

Quinta Clave: Acercar la internacionalización a las carreras. Trabajar en un mundo global requiere comunicarse con todos los protagonistas al mismo nivel, y para ello, la dimensión internacional del conocimiento (contenidos), la enseñanza (movilidad de profesores) y la experiencia (intercambio de alumnos entre diferentes países) deberían ser obligatorias. Es preciso concienciar a los jóvenes de la importancia de tener experiencias internacionales que les permitan ampliar su visión de mundo, su dominio de idiomas y su capacidad de relacionarse con un mundo en constante cambio. Hoy no hay fronteras en el mundo laboral y las oportunidades están al alcance de todos en cualquier parte del mundo. Hay que acceder a ellas.

Estamos muy a tiempo de acercar nuestra Universidad a la realidad de los cambios que se avecinan y ofrecer un modelo con estas cinco claves que he expuesto: más tecnología, más emprendimiento, más habilidades, más flexibilidad y más internacionalización.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos