La Aemet no espera grandes lluvias en Extremadura este otoño

La Aemet no espera grandes lluvias en Extremadura este otoño

Las previsiones de Meteorología apuntan a que no hay señales claras de que las precipitaciones estén por encima de la media, pero se espera que los próximos meses no sean tan secos como el verano

REDACCIÓN/EFE

A falta de escasos días para que concluya el actual año hidrológico (que mide las precipitaciones de octubre a octubre), este será «muy seco» en la comunidad extremeña y el octavo más seco de los últimos 39 años, según el balance de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).

El delegado territorial de la Aemet en Extremadura, Marcelino Núñez, ha explicado esta mañana que de octubre de 2018 a agosto de este año se han registrado 371 litros por metro cuadrado, 171 litros menos en relación a lo que es habitual.

En concreto durante el verano se han registrado 12,6 litros/m2, una cifra inferior en 9,5 litros respecto a los valores de referencia, por lo que se ubica como el décimo periodo estival más seco de los últimos 39 años.

Núñez ha explicado que según las predicciones para otoño no se ven «señales claras» de que se produzcan precipitaciones durante este periodo muy por encima de la media, por lo que «no se atisba el final del periodo seco, como mucho serán valores normales (en torno a 200 litros/m2), lo que supondría al menos dar el primer paso» para revertir la actual situación.

De momento, se prevé un frente lluvioso en las próximas horas, lo que Marcelino Núñez espera que pueda «abrir la puerta» a la llegada de las precipitaciones en otoño a la comunidad autónoma.

Si la situación no mejorase, Núñez ha reconocido que podrían producirse restricciones de agua, aunque espera que la tónica actual pueda cambiar pues «es difícil que venga un otoño tan seco como el verano».

No en vano, según ha significado, desde 2012 se están produciendo «dientes de sierra» en este sentido en la comunidad autónoma, con un año seco al que le sigue un ejercicio con valores de lluvias por encima de lo habitual.

En cuanto a las temperaturas, los meses de junio a agosto pasados han registrado una media de 24,6 grados (0,4 grados por debajo de lo normal), lo que supone que haya sido el verano más frío de los últimos cinco años, aunque los valores registrados pueden considerarse normales en relación a lo habitual.

Los fenómenos más significativos durante este verano han sido la ola de calor de finales de junio, donde Navalmoral de la Mata registró la temperatura más elevada (42,5 grados), y las tormentas con granizo registradas el pasado 22 de julio en la zona este de la comunidad y las del 26 de agosto en toda Extremadura.

Con respecto a otoño, existe «una mayor probabilidad de que las temperaturas sean superiores» a los valores medios, ha afirmado el máximo responsable de la Aemet en la comunidad.

A preguntas de los medios sobre el tiempo que espera para la Feria Internacional Ganadera de Zafra, (del 3 al 9 de octubre), Núñez ha afirmado que si se tiene en cuenta que el frente de los próximos días acabará en torno a este lunes, se inicia desde ahí un periodo estable, aunque «aún se debe esperar un poco» para realizar una predicción más exacta.