Ambulancias Tenorio asegura que seguirá con los empleados del consorcio extremeño

Representantes de los trabajadores del consorcio que ayer se reunieron con Fernández Vara. :: /
Representantes de los trabajadores del consorcio que ayer se reunieron con Fernández Vara. ::

«Cumpliremos tanto con el pliego de condiciones como con la legislación vigente», señala la adjudicataria provisional del transporte sanitario

ANA B. HERNÁNDEZ

Es la empresa que posiblemente se ocupe del transporte sanitario extremeño antes de que finalice este año. Ambulancias Tenorio e Hijos, con domicilio social en Sevilla, es la adjudicataria provisional de un servicio que en las tres últimas décadas ha venido prestando en la región un consorcio formado por siete empresas extremeñas.

Sin embargo, ha sido la mercantil andaluza la que ha presentado la mejor oferta económica, la más barata sobre el precio de licitación, y por tanto la que ha logrado más puntos en el concurso. En concreto, asumirá el servicio durante los próximos cuatro años por 122.600.000 euros frente a los 139.635.540 en que la Junta lo ha licitado para el mismo periodo.

La entrada de Ambulancias Tenorio en un servicio que durante los últimos 30 años han prestado empresas extremeñas ha generado polémica y críticas al Ejecutivo de Vara, especialmente por el temor de los trabajadores a perder sus empleos o empeorar sus condiciones laborales.

Desde la mercantil andaluza se asegura que no ocurrirá ni una cosa ni otra. «Vamos a subrogar a los trabajadores y no vamos a cambiar sus condiciones laborales», declaró ayer Cristian Tenorio, administrador de la empresa.

«Vamos a cumplir lo que establece el pliego de condiciones y también la legislación vigente, como no puede ser de otro modo», añadió Javier Sánchez, director de Operaciones de Ambulancias Tenorio.

Ambos avanzaron, además, que su objetivo es mantener un encuentro próximo con los representantes sindicales de los trabajadores del consorcio extremeño para aclarar todas las dudas que tengan sobre su futuro laboral.

Un nuevo mensaje de tranquilidad que se suma al dado ya por el consejero de Sanidad, José María Vergeles, y al que también ayer ofreció el presidente de la Junta a representantes de los trabajadores del consorcio con los que se reunió durante una hora en Mérida.

Guillermo Fernández Vara se comprometió con ellos, según explicaron al término del encuentro, a que el pliego de condiciones que rige el concurso se «cumpla a rajatabla», informa Efe. Uno de los trabajadores, Rubén Serradilla, valoró por ello el compromiso del presidente del Gobierno regional, «que nos permite irnos con un poco más de tranquilidad». Aun así, agregó, «la incertidumbre asoma por nuestras cabezas», en alusión a las condiciones laborales, los salarios y la movilidad geográfica. Motivo por el que subrayó la necesidad de que los trabajadores del consorcio mantengan «las mismas condiciones dignas como hasta ahora».

Todos los datos

Por otro lado, en rueda de prensa, la portavoz del Ejecutivo, Isabel Gil Rosiña, anunció ayer, tras la reunión del Consejo de Gobierno, que Vergeles se reunirá esta semana con los delegados sindicales de los trabajadores del consorcio para transmitirles «toda la información de primera mano» e insistir en el mensaje de tranquilidad que desde el Gobierno regional se viene dando sobre el futuro laboral de los trabajadores del transporte sanitario.

En concreto de los 812 empleados que figuran en el pliego de condiciones que rige el concurso y que aparecen, enmarcados en sus diferentes categorías laborales, en la relación de puestos de trabajo.

A ellos Gil Rosiña reiteró de nuevo ayer que «nadie se va a quedar en la calle», a la vez que valoró la «disposición al diálogo permanente del presidente de la Junta, que hoy (por ayer) se sentaba con aquellos que hace dos días le pedían una interlocución. Hoy se han podido sentar en el despacho institucional del presidente», declaró.

Para el PP, sin embargo, Vara se ha olvidado de que prometió «ir al rescate de las empresas extremeñas», en palabras de la portavoz Cristina Teniente.