El de la única foto no es un vecino, sino el Rey Alfonso XII

A.A. CÁCERES.

Desde hace años, casi todas las informaciones que tratan sobre Agustín Luengo Capilla, llevan una fotografía en la que el Gigante extremeño aparece con una mujer a su derecha y un hombre a su izquierda. Ella es su madre, pero él es un desconocido. O mejor, lo era.

«Muchas veces se ha dicho que era un vecino del pueblo», explica Pablo Ruiz, concejal en Puebla de Alcocer y director del proyecto que pretende dar más relevancia a la figura del paisano que en la segunda mitad del siglo XIX se hizo famoso por su estatura. Pero no, no es un vecino. «Es el Rey Alfonso XII», afirma el edil, que resume el camino recorrido hasta llegar a esa conclusión. «Una parte importante del proyecto es la investigación sobre la vida de Agustín, y en ese trabajo nos encontramos con bastante información». Entre los datos que han ayudado a poner nombre al hombre de la conocida imagen está la prensa de la época.

Tal como se cuenta en el blog accesible en la dirección agustinluengocapilla.wordpress.com, la investigación partió de la constatción de que se trataba de la única fotografía en vida del protagonista y de la certeza de que se desconocían tres datos: la fecha, el lugar y la identidad del hombre. Por la documentación recopilada, se sabía que Agustín y su madre estuvieron en Madrid entre agosto y diciembre del año 1875.

A partir de ese dato, se buscó qué fotógrafo de cámara pudo ser el autor de la imagen. También, la posible ubicación en la que posan los tres. Finalmente, se encontró la reseña publicada el 3 de octubre de 1875 en el diario La Correspondencia de España. Como conclusión, se puso nombre al varón: es el rey Alfonso XII. Según comenta Pablo Ruiz, desde el ayuntamiento de Puebla de Alcocer ya han escrito a la Casa Real para comunicarles el hallazgo.