El TSJEx obliga a repetir el segundo examen de una oposición

Noviembre de 2011, opositores a las plazas de camarero-limpiador esperan para hacer el examen./
Noviembre de 2011, opositores a las plazas de camarero-limpiador esperan para hacer el examen.

El proceso selectivo de camarero-limpiador comenzó en 2011 y dos años después 219 personas obtuvieron una plaza en propiedad

ANA B. HERNÁNDEZ

La oposición de Enfermería de Atención Continuada, correspondiente a la oferta de 2007, no es la única que está paralizada por la vía judicial. Ahora también el Tribunal Superior de Justicia de Extremadura (TSJEx) ha detenido el proceso selectivo de personal laboral que fue convocado por la Consejería de Administración Pública en octubre de 2010, con el PSOE en el Gobierno regional, y que ha desarrollado el PP en la actual legislatura.

El resultado de ese proceso selectivo es que 219 personas son propietarias de una plaza de camarero-limpiador en instituciones públicas desde mayo de 2013. Sin embargo, lo que ahora ha ordenado el TSJEx es que esta oposición se tiene que repetir a partir del segundo examen. Porque, al igual que ocurrió en la prueba de Enfermería de Atención Continuada, el tribunal no informó a los aspirantes de los criterios de corrección de este ejercicio antes de su realización, sino después de la misma. De hecho, el TSJEx basa su fallo en la sentencia del Supremo respecto a la categoría sanitaria.

«Como dice el Tribunal Supremo, los criterios de calificación no entran dentro de la discrecionalidad técnica del tribunal calificador», recuerda en su sentencia el TSJEx.

Por este motivo, da la razón a la aspirante que decidió presentar el recurso y que ahora solicitará al Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 2 Mérida, que le dio la razón en primera instancia, que ejecute la sentencia del TSJEx, tribunal al que apeló la Junta de Extremadura tras el primer fallo a favor de la aspirante.

Fueron cerca de 20.000 las personas que se presentaron a las pruebas selectivas para el acceso a puestos vacantes del grupo V del personal laboral, categoría camarero-limpiador, convocadas por orden de 3 de octubre de 2010. Tras el primer examen, fueron 1.129 los aspirantes que continuaron el proceso, los que superaron esa primera prueba. La segunda se llevó a cabo en noviembre de 2011 y los aprobados tras ella fueron 589. Se trata del examen que el TSJEx ordena ahora que se repita, por lo que afectaría a los más de mil que superaron el primero.

En abril de 2013 la dirección general de Función Pública, Recursos Humanos e Inspección publicó la relación definitiva de los aprobados y en mayo de ese año los que quedaron en los primeros 219 puestos tomaron posesión de su plaza.

Desde la realización de los exámenes hasta la adjudicación de las plazas fueron numerosos los recursos interpuestos, de ahí que la resolución del proceso selectivo se alargara en el tiempo, aunque ahora los tribunales lo vuelven a dejar en el aire. Porque una de las aspirantes, a la que la Administración desestimó su recurso de alzada, decidió emprender la vía judicial.

El Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 2 de Mérida admitió a trámite su demanda el 25 de septiembre de 2013 y, en sentencia de 18 de noviembre de 2013, ordena «la retroacción de las actuaciones en el procedimiento selectivo al momento inmediatamente anterior a la celebración del segundo ejercicio de la fase de oposición a fin de que, volviéndose a reunir el tribunal calificador, previo establecimiento y publicidad de los criterios de calificación del mismo, se proceda a la realización del segundo examen respetando las bases de la convocatoria».

Fallo confirmado

La Junta de Extremadura recurrió en apelación este fallo ante el TSJEx, pero la Sala de lo Contencioso Administrativo ha vuelto a dar la razón a la aspirante y confirma, en sentencia de 18 de noviembre de 2014, «el pronunciamiento respecto de la nulidad del procedimiento y retroacción del mismo al momento inmediatamente anterior a la celebración del segundo ejercicio de la fase de oposición a fin de que volviéndose a reunir el tribunal calificador, previo establecimiento y publicidad de los criterios de corrección, se proceda a la realización del segundo ejercicio en su integridad».

El fallo del TSJEx aún no se ha cumplido y, por ello, la defensa de la aspirante que ha ganado en primera y segunda instancia a la Junta de Extremadura, solicitará ahora al Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 2 de Mérida la ejecución de esta sentencia.

En el caso de Enfermería de Atención Continuada, el TSJEx ha dicho que su ejecución no es posible, porque los 267 enfermeros que aprobaron el proceso tienen su plaza en propiedad desde 2010, y ha planteado indemnizar con 40.000 euros a la aspirante que ganó en el Tribunal Supremo.