Nevado-Batalla convocó el martes una reunión sobre la asamblea de Caja Rural

Antonio Fernández, Cristina Teniente y Pedro Tomás Nevado-Batalla en una rueda de prensa. :: hoy/
Antonio Fernández, Cristina Teniente y Pedro Tomás Nevado-Batalla en una rueda de prensa. :: hoy

El Consejo de Gobierno repartió entre Economía, Empleo y Administración Pública diez representantes para seguir el proceso

JUAN SORIANOMÉRIDA.

El exconsejero de Administración Pública, Pedro Tomás Nevado-Batalla, tuvo durante unas horas las competencias de la Junta de Extremadura en materia de tutela de la asamblea de Caja Rural del día 28. El Consejo de Gobierno le concedió el martes esta responsabilidad, pero el miércoles por la mañana se anunció su cese como miembro del gobierno regional. La decisión resulta aún más sorprendente si se tiene en cuenta que había recogido unas funciones que el lunes se habían retirado a la Consejería de Economía, lo que supuso el empujón definitivo para la dimisión de su titular hasta entonces, Antonio Fernández.

Como adelantó HOY, el Consejo de Gobierno concedió a Nevado-Batalla las competencias recogidas en la Ley de crédito cooperativo, una norma que el Ejecutivo autonómico ha modificado mediante decreto y que aún está en proceso de reforma en la Asamblea de Extremadura. El texto definitivo se aprobará el próximo jueves 26, dos días antes de la celebración de una asamblea en la Caja Rural de Extremadura en la que se votará el cese del consejo rector y del director general.

Lee la noticia completa en la edición impresa o Kiosko y Más