https://static.hoy.es/www/menu/img/emprende-desktop.jpg

«Ellos tienen que tomar decisiones, ahí nuestro trabajo es clave»

De la Iglesia junto a uno de sus alumnos./EOI
De la Iglesia junto a uno de sus alumnos. / EOI

Ignacio de la Iglesia, tutor de proyectos de la EOI en Trujillo, tiene claro cómo ayudar a sus alumnos

FERNANDO GASTÓNBadajoz

La Escuela de Organización Industrial continúa formando a los emprendedores para que sean lo más competitivos posibles en la jungla comercial. A su sede de Trujillo, acuden empresarios de la zona cacereña, sobre todo.

Ignacio de la Iglesia es el tutor de proyectos para esa sede. «Les acompañamos en todas las etapas del proyecto. Muchos han estado en otras empresas o como autoempleo y ven necesarios estos cursos», argumenta.

El lanzarse a montar una empresa no es nada fácil, pero para eso están ellos. «Si quieren emprender, les decimos cómo tienen que hacerlo, llevamos haciéndolo ya cuatro o cinco años. Somos profesionales del sector empresarial, y ese es el valor añadido», destaca.

A la hora de ayudar a los que lo necesitan, hay dos maneras de llevarlo a cabo. «Por un lado están los talleres, y luego estamos nosotros para empatizar directamente con el alumno, puesto que ya hemos pasado por ello».

Lo que está claro, es que la EOI hace una labor de apoyo muy importante. «Hacemos una labor de coaching. Ellos tienen que tomar decisiones y tienen muchas deudas. En ese momento te encuentras solo. Ahí nuestro trabajo es clave».

Intensivo

El acompañamiento total de de la Iglesia con los chicos es de aproximadamente 20 horas. «Las tutorías vienen a durar cuatro o cinco meses. La pieza fundamental son ellos. Sin que se apasionen y se lo crean, no hay proyecto», afirma.

En la región tenemos algunas empresas muy características, y eso hay que tenerlo en cuenta. «En Extremadura está el entorno de la industria agroalimentaria, así que muchos vienen de ahí. Los proyectos tienen que ser sostenibles económicamente», piensa de la Iglesia.

El adaptarse a los nuevos tiempos, también es clave. «Hay gente que viene con un negocio pero necesitan darle una transformación digital, por ejemplo. Muchas veces se piensan que porque sea algo que les guste no lo van a poder hacer».

La confianza en uno mismo también es fundamental cuando se habla de negocios, y ahí funciona la EOI. «Yo les digo que, o lo hacen ellos, o no lo va a hacer nadie por ellos. Hay que trabajar. Les enseñamos a gestionar el tiempo, además. Cuando se acaba el coworking nos tienen a su disposición», aclara el tutor de proyectos. Toda una fábrica de talentos para elevar a la región a lo más alto del emprendimiento nacional.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos