El Gobierno utiliza 7.500 millones del crédito para la extra de los pensionistas

El Gobierno utiliza 7.500 millones del crédito para la extra de los pensionistas

La buena marcha de las cotizaciones le permite no recurrir a la 'hucha', pero sí tendrá que hacerlo en Navidad

Lucía Palacios
LUCÍA PALACIOSMadrid

Los más de 8,8 millones de pensionistas (casi un millón de ellos con doble prestación) recibirán «en los próximos días» la paga extra de verano. Así lo confirmó ayer el Ministerio de Trabajo en un comunicado, en el que precisó que para hacer frente a una nómina mensual que nunca antes había rebasado los 19.000 millones de euros, la Seguridad Social utilizará 7.500 millones del préstamo concedido por el Estado al sistema y no recurrirá a la 'hucha' de las pensiones, tal y como adelantó hace ya un par de semanas este periódico.

«Gracias a la buena marcha de la recaudación, no va a ser necesario recurrir al Fondo de Reserva de la Seguridad Social», explicó el Departamento liderado por Magdalena Valerio en una nota de prensa, que hizo hincapié en que utilizarán «en su mayor parte» para el pago de «estas obligaciones» los ingresos por cotizaciones, que crecen este año por encima del 8%. Esto supone que avanzan más que los gastos por primera vez en mucho tiempo, con lo que probablemente se superarán los 123.584 millones de recaudación previstos en el proyecto de Presupuestos para 2019.

El Ejecutivo se libra en esta ocasión de la mala prensa que tiene sacar dinero de esa 'hucha' que se creó hace más de dos décadas para hacer frente a la jubilación del 'baby boom' y que ya está bajo mínimos con poco más de 5.000 millones –casi la mitad del gasto ordinario mensual, que asciende a 9.644 millones–, pero sí tendrá que recurrir a ella para pagar la extra de diciembre y el IRPF de las pensiones. Y es que, salvo que se tomen algunas medidas o los ingresos crezcan a mayor ritmo, le quedarán solo para utilizar 6.330 millones del crédito de 13.830 millones habilitado a la Seguridad Social, una cantidad insuficiente para esos más de 19.000 millones de gastos que volverá a haber a final de año.

Si se cumple la previsión que el Gobierno recogió en el proyecto de Presupuestos de 2019, a final de año se sacarán 3.693 millones de euros, con lo que el fondo de reserva se quedaría con apenas 1.350 millones, aunque el Ejecutivo confía en que sea finalmente «una cantidad menor», tal y como dijo en una ocasión la ministra Valerio. Fuentes de su Departamento precisaron a este periódico que podrían utilizar también la transferencia contemplada en las cuentas como contribución a la sostenibilidad del sistema de algo más de 1.300 millones, lo que reduciría la cantidad a extraer en diciembre. El problema es que, al no haberse aprobado los nuevos Presupuestos para 2019, tienen el mismo préstamo que en 2018, cuando su deseo era haberlo elevado hasta los 15.164 millones.

77.500 millones menos en siete años

A partir de 2012 el Gobierno del PP comenzó a extraer cada año dinero de ese Fondo de Reserva para poder abonar con puntualidad las pensiones, ya que con la crisis las cotizaciones pasaron a ser insuficientes, Sacó 7.003 millones en 2012, casi el doble un año después (11.648 millones), 15.300 millones en 2014 y algo menos en 2015 (13.250 millones). El mayor 'saqueo' ocurrió en 2016: más de 20.000 millones. Este constante recurso a la 'hucha' fue duramente criticado por el PSOE en su etapa en la oposición, lo que no impidió que usara 3.000 millones de aquí para pagar también la extra de la pasada Navidad. Así, en apenas siete años se han sacado 77.500 millones, que se suman al abultado déficit que tiene la Seguridad Social y sus créditos con el Estado.

Y es que el gasto en pensiones crece mes a mes, a consecuencia tanto del aumento del número de prestaciones (que se elevaron un 1,2% en junio hasta los más de 9,7 millones) como del incremento de su cuantía. Así, la pensión media del sistema, que comprende las distintas clases (jubilación, incapacidad permanente, viudedad, orfandad y a favor de familiares), se elevó un 5,7% hasta superar por primera vez los 990 euros al mes. Esta cantidad aumenta hasta los 1.137 euros para los más de seis millones de jubilados que hay, mientras que los 2,3 millones de viudas cobran una media de 712,19 euros. Los ingresos más generosos son para los nuevos jubilados, cuya prestación roza de media los 1.300 euros al mes, 305 euros más que la media.