Ligero repunte en el coste de la deuda a corto plazo emitida por el Tesoro

Billetes y monedas de euro. /
Billetes y monedas de euro.

El Estado coloca 4.171 millones en Letras a tres y seis meses, a tipos negativos, pero con un interés menos al de las anteriores subastas

JOSÉ MARÍA CAMAREROMadrid

Ligero repunte en el coste de la deuda que emite el Estado en este mes de febrero. La incertidumbre económica internacional, por un lado, y el problema político interno, por otro, impiden que el Estado pueda financiarse aún más barato en sus subastas. En la operación lanzada por el Tesoro Público esta mañana, la Administración ha colocado 4.171 millones de euros en Letras a tres y seis meses, aunque con unos intereses inferiores a los mínimos de las anteriores subastas.

En el caso de las Letras a tres meses, se han adjudicado 556 millones de euros con un tipo del -0,196%. Es decir, el inversor de deuda sigue prefiriendo perder algo de dinero por adquirir las Letras que adentrar su patrimonio en otros productos. Pero esta vez ese rendimiento es algo menos beneficioso para el Estado que el del -0,252% al que adjudicó ese mismo producto en la subasta anterior. En el caso de las Letras a nueve meses, se han subastado 3.615 millones al -0,014%, también inferior al -0,080% de finales de enero.

Para Javier Urones, de XTB, "el mercado sigue percibiendo un mayor riesgo a la hora de invertir en nuestro país que en otros países del entorno". Este analista sostiene que la situación de las bolsas "sigue forzando a priorizar el sentimiento de refugio ante la búsqueda de rentabilidad". Y sostiene que "el freno político que nos estamos encontrando en este inicio de año provoca que sobre todo la deuda a más largo plazo vea incrementado su interés exigido".

En cualquier caso, desde comienzo del año el Tesoro ha captado ya 26.600 millones de euros a medio y largo plazo, un 21,2% de la previsión para 2016 que figura en la estrategia del organismo (125.300 millones). El coste medio de la deuda del Estado a la emisión se situó en el 0,94% a cierre de enero de 2016, frente al 0,84% de diciembre de 2015. La vida media de la deuda en circulación a esa fecha, era de 6,55 años, superior a los 6,45 años al cierre de 2015.

En el mercado secundario de deuda, la prima de riesgo ha caído un 3% y se sitúa en estos momentos en los 145 puntos básicos, con el interés del bono a 10 años en el 1,65%. Por su parte, el bono alemán cotiza en el 0,20%, repuntando un 10% con respecto al último valor de este lunes, después de varias semanas en las que se había convertido en un refugio para los inversores internacionales ante la inestabilidad de los mercado.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos