Final femenina

Barty es la nueva reina de Roland Garros

Barty levanta el ansiado trofeo./AFP
Barty levanta el ansiado trofeo. / AFP

La australiana gana su primer título de Grand Slam en una final sin emoción frente a la revelación checa Vondrousova y será número dos del mundo

DIEGO REINARESParís

La australiana Ashleigh Barty conquistó este sábado el primer título de Grand Slam de su carrera con una victoria contundente en la final femenina de Roland Garros, por 6-1 y 6-3, ante la joven revelación checa de 19 años Marketa Vondrousova. Barty, de 23 años y octava del mundo, subirá en la próxima clasificación mundial al segundo lugar de la WTA, acechando ya el trono de la japonesa Naomi Osaka, una de las decepciones de esta edición con su temprana eliminación en la tercera ronda.

«Esto es increíble. Estoy muy orgullosa de poder conseguir mi primer Grand Slam. Es un gran día en mi carrera», celebró Barty tras su victoria, lograda en apenas una hora y diez minutos. «En contra de lo que pueda haber parecido, estuve muy nerviosa antes del partido. Marketa ha hecho una temporada increíble y ha jugado un muy buen torneo», destacó la australiana. Barty recibió el trofeo de campeona de manos de la estadounidense Chris Evert, que ostenta el récord de títulos (siete) en el torneo femenino de Roland Garros.

No había una australiana tan arriba en la clasificación mundial desde 1976, con Evonne Goolagong Cawley. La sucesión de sorpresas a lo largo del torneo habían hecho que Barty quedara como la principal favorita al título al ser la única jugadora del 'top 25' clasificada para semifinales, tras la eliminación de la vigente campeona Simona Halep en cuartos de final. Barty también se convierte en la primera tenista australiana en conseguir el título en París, desde que lo lograra la mítica Margaret Court en 1973.

La final apenas tuvo historia y desde el primer momento quedó clara la superioridad de la australiana, que no iba a permitir ninguna sorpresa más en este torneo. En el primer set Vondrousova perdió todos los juegos con su saque y únicamente pudo sumar uno, con un 'break'. En la segunda manga, la checa mejoró con su servicio, con el que pudo ganar tres juegos, pero Barty controló de principio a fin y selló una victoria muy tranquila, en una final sin emoción, en la que desde muy pronto quedó claro quién tenía todos los números para ser la vencedora.

Decepción de las favoritas

El sorteo previo a Roland Garros había deparado a Barty un lado del cuadro en principio muy complicado, con un posible cruce en octavos ante Serena Williams y unos probables cuartos con Osaka, pero las decepciones de esas jugadoras, ambas eliminadas en tercera ronda, le despejaron el camino y en su trayectoria al título únicamente tuvo que enfrentarse a una cabeza de serie, en cuartos a la estadounidense Madison Keys, decimocuarta del ránking.

En las dos últimas rondas Barty tuvo que medirse a dos jóvenes menores de 20 años con las que nadie contaba mucho antes del torneo. En semifinales superó en tres sets a la promesa estadounidense de 17 años Amanda Anisimova y ahora con muchos menos problemas a Marketa Vondrousova, que con su subcampeonato en Roland Garros pasará del 38º al 16º puesto en la próxima lista de la WTA. En caso de haber sido la campeona hubiera ascendido hasta el undécimo lugar.

«Me has dado una lección. Eres una persona increíble y una superjugadora. Te mereces este título. Aunque no pude ganar hoy, he podido disfrutar de todos los momentos de esta quincena en París», declaró Vondrousova tras el partido.

La final tuvo que empezar con un retraso de más de una hora y media debido a que antes se disputó en la misma pista el final de la semifinal masculina ganada por Dominic Thiem a Novak Djokovic y que tuvo que ser interrumpida el viernes debido a la lluvia. Ese duelo se vio además detenido una hora y diez minutos este sábado, también por la lluvia, pero las inclemencias meteorológicas no perturbaron la disputa de la final femenina.

Temas

Paris, Tenis