La Isla aguarda un tesoro

El Villanovense puede encarrilar el título liguero si consigue ganar a un Coria que sigue soñando con el playoff

RODRIGO MORÁN VILLANUEVA DE LA SERENA.

Un tesoro aguarda en La Isla y tiene forma de campeonato de liga. El título en el grupo extremeño de Tercera puede quedar sentenciado esta tarde en Coria. La batalla será durísima. Un duelo a corazón abierto entre dos bloques aguerridos y temibles. Lo es el Coria en La Isla, donde ha fomentado ser el mejor equipo de la liga como local. Lo es el Villanovense cuando sale del Romero Cuerda, siendo el club que más territorios ha conquistado y el mejor visitante del grupo. Aguardan tres puntos esenciales. Pueden valer una liga. o pueden valer un playoff. Y en el retrovisor, un envite imborrable en el partido de la primera vuelta que acabó en tablas, sin goles, pero con expulsados, polémica, oportunidades y algún gol anulado que pudo cambiar la historia. Lo ha recordado Rus desde hace siglos.

Por todo ello y algún detalle más, el de esta mañana es el gran partido de la jornada. Primeramente porque la liga depende sólo y exclusivamente del Villanovense, todavía con un tropiezo por malgastar, aunque Cobos opine lo contrario: «no hay margen de error. Que nadie se confunda. No hay partidos fáciles. Ni el de Coria, ni los que vendrán después con Atlético Pueblonuevo y Hernán Cortés». Discurso conocido.

No llega el cuadro serón en el momento más lúcido de la temporada. Al menos, en cuanto a juego. Ante el Castuera le costó cerrar el partido y se espera que, frente al Coria, vuelva el Villanovense de las grandes citas. «Este año nos está costando más con los pequeños», recuerda el técnico verdiblanco. José Ángel, sancionado, es la única baja. Cobos evita hablar del campo, de sus peculiaridades, del ambiente, de árbitros. «el mejor es el que siempre se adapta a todas las circunstancias», concluye.

Aires de 'vendetta' corren por Coria. En el Valle del Alagón no olvidan que un riguroso gol anulado a Rubén Alegre les privó de ser líderes allá por el mes de diciembre. Ahora, el objetivo, es simplemente soñar con el playoff. Nada fácil, por cierto. Pero si existe una mínima posibilidad, esa sólo pasa por ganar al Villanovense.

Se espera una de las mejores entradas en La Isla, fomentada por la buena dinámica del equipo y su enorme temporada. Nunca el Coria había alcanzado la friolera de 80 puntos y, además, presume de contar en sus filas con el pichichi de la tabla: Chema Martín, con 28 dianas. Vuelve Liberal tras cumplir sanción.