Goleada y descenso del Valverdeño

El Don Benito empuja a la Preferente a un Racing que certifica su mala temporada encajando tres goles

RODRIGO MORÁN DON BENITO.

Era cuestión de semanas y se ha certificado a seis jornadas del final del campeonato. El Racing Valverdeño es, tras el Ciudad de Plasencia, el segundo conjunto que pierde la categoría y desciende de manera matemática a Regional Preferente. Necesitaba obligatoriamente ganar en Don Benito para seguir con pulso en la lucha por la permanencia. Ni cerca estuvo. Acabó goleado por el cuadro rojiblanco y certificó un descenso cantado. El siguiente en pasar por el cementerio, salvo sorpresa, será el Miajadas.

Volvió a pelear y a competir el partido el Racing Valverdeño ante un Don Benito que, esta vez sí, estuvo acertado de cara a portería. De hecho, muy pronto, a los seis minutos, se adelantó en el marcador. Kiko Martín, uno de los mejores del partido, protagonizó una gran acción personal que acabó con un disparo a la madera. El rechace cayó en botas de Pantoja que no perdonó y abrió el marcador a favor del Don Benito.

Pese al golpe, se repuso el Racing rápido. Error de Dani Aparicio en el despeje que habilita a Cruz ante Luis. Definición perfecta por bajo y empate en el marcador. Pero las cosas se torcieron de nuevo para los valverdeños. A la salida de un córner lanzado por Kiko Martín, Patri cabeceó a la red poniendo por delante nuevamente a los locales.

No peligró más el triunfo del Don Benito tras el segundo tanto. De hecho, a los nueve minutos de la reanudación, Kiko Martín redondeó su gran partido con un precioso tanto. Balón largo de Gonzalo al desmarque, Kiko se escapa de todos y pica la pelota por encima de la salida de Javi. Lo agradeció el respetable el tanto de bella factura.

Todavía quedaba más. El gol de Pichi. Llegó rebasado el ecuador del segundo acto. Otra vez Kiko Martín, recital del jugador dombenitense, habilitó un centro raso que Pichi fulminó a la red para cerrar la goleada con el cuarto de la tarde.

No quiso hacer más sangre el Don Benito. Bastante tenía ya el Racing Valverdeño con digerir una goleada que además conllevaba el descenso a Regional Preferente. El humilde club valverdeño vuelve a la Preferente, aunque seguro que en ese oasis será uno de los rivales a batir.