Remontada con polémica

Saavedra, meta del Extremadura, observa sentado junto a la línea de gol la celebración de uno de los tantos blanquinegros. /
Saavedra, meta del Extremadura, observa sentado junto a la línea de gol la celebración de uno de los tantos blanquinegros.

El Badajoz CF culmina la recuperación del 0-2 inicial del Extremadura con un dudoso penalti

MARCO A. RODRÍGUEZ BADAJOZ.

Badajoz CF y Extremadura ofrecieron un partido caracterizado en la primera mitad por el caudal goleador y en la segunda por la polémica arbitral. Ganaron los pacenses tras remontar el 0-2 inicial de un conjunto azulgrana que fue de más a menos. A falta de diez minutos, un extraño penalti en el área almendralejense con expulsión de Lolo permitió a Ruby culminar una remontada que no llegaba por cauces futbolísticos pese al mayor merecimiento de los locales. Adolfo Muñoz se fue tan cabreado que no quiso comparecer ante los medios.

Un duelo que enfrentaba dos dinámicas bien distintas. Por el bando local, un equipo castigado por la nueva perspectiva de rebajar su condición de claro aspirante al campeonato y que por los malos resultados ante Villanovense y Mérida centró su ambición en el segundo puesto. Dolido, pero un plantel consciente de que conserva fútbol y calidad. Por el bando visitante, la resistencia azulgrana de un grupo de futbolistas que devolvieron al actual campeón a una racha apropiada a su prestigio. Trece citas sin caer, diez de ellas con triunfo, pese a la acumulación de lesiones y bajas. De hecho, Adolfo tuvo que subir al autobús a los junior Rafa Izquierdo y Victino.

Protagonismo especial para el preparador del Extremadura. No se medía a aquel club desaparecido y renacido al que el de Pueblonuevo condujo por última vez a Segunda B. Sí volvía a pisar la hierba de un escenario del que guarda un gran recuerdo. Pero, como dijo en la víspera, en cuanto se sentara en el banquillo el pasado, por feliz que fuera, quedaría en anécdota. Las ausencias de Curro, otro viejo conocido del coliseo pacense; y de Ruiz, le obligaron a idear el once más competitivo posible ante un rival de gran calado, con Jaraíz en el lateral diestro y un Isaac de largo recorrido ayer en el extremo zurdo. Mientras, Alcázar dejaba en el banquillo a Chamorro, sustituyéndole el exazulgrana Nieto; Ruby, retrasando a Nauzet; y Puente en la grada al no haber entrenado con regularidad por lesión.

No pudo empezar mejor el encuentro para los intereses visitantes. En el minuto 2 Chicote sirve un saque de esquina que Pozo aprovecha a la perfección para cruzarla con la testa sin que nada pudiera hacer Álex. El Extremadura se adelantaba muy pronto en el marcador y enviaba un claro mensaje al adversario de que vino a Badajoz a por los tres puntos. Gran entrada en juego de los de Adolfo, que en el minuto 5 pudieron ampliar la renta con una volea de Escorial tras la jugada personal de Jaraíz por el flanco izquierdo. Rápido contestaría el Badajoz CF con una fantástica triangulación entre Sabino, David y Vergara, a quien el remate se le escapó alto. Una de las jugadas de la temporada y que mereció mayor premio.

Con el paso de los minutos, el cuadro local fue ganando metros mientras el rival reculaba en busca de una buena contra con la que dejar casi cerrado el choque. Lo lograría en el 23, cuando una embarullada jugada en la que nadie fue capaz de despejar el esférico con sentido e Isaac la engancha desde fuera del área para batir raso al meta blanquinegro. 2-0 y mucho que remar. El partido estaba loco y en el 26 Nauzet acorta distancia gracias a la magnífica dejada de Javi López tras un centro de Bumbea. El 2-1 en el electrónico resultaba más justo pues los albinegros no merecían tanto castigo. En el 34, Completarían la remontada en el saque de una falta de Carballo que Sabino envía a la red con una frialdad impropia de la categoría. 2-2, cuatro tantos en poco más de media hora de juego y encuentro muy entretenido el del Nuevo Vivero.

Tregua a la vista

La segunda mitad arrancó con visos de tregua y pocas llegadas, hasta que en el minuto 52 Vergara protagoniza una rápida internada que obliga a Saavedra a despejar tan corto que el rechace casi lo aprovecha Javi López. Alcázar introducía en el campo a Ruby y retiraba a Sabino. Adolfo hacía lo propio con Peri para dar descanso a Chicote. El vértigo de los primeros 45 minutos desapareció por completo. A los puntos se podría decir que ganaba el Badajoz CF, con mayor dominio y acercamientos, pero el marcador seguía intalterado pese a que no convenía a ninguno.

Javi López la tuvo en el 75 pero no conectó por los pelos. La polémica del partido llega en el 75 con la expulsión de Lolo por segunda amarilla y la señalización de un penalti en el enésimo forcejeo en el área. Dudoso cuando menos. Lo ejecutaría Ruby para abrir la ventaja blanquinegra del 3-2 con apenas diez minutos por delante. Si hace siete días en Mérida los pacenses lamentaron decisiones arbitrales injustas, en esta ocasión fueron los almendralejenses los que tenían motivos para hacerlo. Apenas se jugó en una recta final repleta de interrupciones y alguna que otra falta fuera de lugar. Al final, 3-2 para los blanquinegros, que se dan un respiro ante uno de los grandes.