Sábado de gloria para el Badajoz

David Martín conduce el balón ante la presión de un jugador del Almería B./Ricardo García
David Martín conduce el balón ante la presión de un jugador del Almería B. / Ricardo García

El club blaquinegro dormirá la noche de este sábado al domingo en playoff de ascenso y tiene todo el derecho a soñar con poder estar en la división de plata del fútbol español

OPTA

El Badajoz dormirá la noche de este sábado al domingo en playoff de ascenso y tiene todo el derecho a soñar con poder estar en la división de plata del fútbol español la temporada que viene después de cosechar en Almería y ante el farolillo rojo de la categoría, la victoria posiblemente más sufrida de este hilo de seis triunfos consecutivos que está desatando la ilusión a raudales en la capital pacense. No mereció ganar el conjunto de Mehdi Nafti que, a cuarto de hora del final, se encontró con un regalo cándido de Dani Hernández, zaguero del Almería B, que no desperdició Ferrón para sellar con una genialidad el que fue el 1-2 definitivo.

Más información

La primera parte resultó entretenida entre dos equipos que buscaron los tres puntos desde el primer instante. Por un lado, el Almería B ejercía a la perfección su condición local llevando la batuta del juego y no tuvo paliativos en jugar abierto hilvanando acciones muy interesantes en ataque. La más interesante llegaría al cuarto de hora cuando Lin recibía dentro del área, se revolvía frente a su par y su disparo pegaba en la parte exterior de la red. Por otra parte, el Badajoz no se pertrechaba atrás y aceptó el envite de los rojiblancos asomándose en varias aproximaciones a las inmediaciones de Jero que tuvo que intervenir, en el minuto 17, en un disparo escorado de David Martín que, completamente solo, avisó de lo que sería el primer gol de la contienda.

1 ALMERÍA B

Jero; Navas, Callejón, Engonga, Dani Hernández, Mario Abenza, Tomás, Cristian Herrera (Javi Moreno, min. 75), Lin, Toril (Darío Guti, min. 64) y Sergio Pérez (Albiar, min. 80)

2 CD BADAJOZ

Kike Royo; Abad, Mario Gómez, César Morgado, Eneko Zabaleta, Adama, Petcoff, Kamal (Francis Ferrón, min. 8), David Martín, Higón (Candelas, min. 71) y Éder Díez (José Ángel, min. 86).

ÁRBITRO:
Amar Ahmed (colegio melillense). Amonestó al local Engonga y a los visitantes Kike Royo, Morgado y Pawel (portero suplente).
INCIDENCIAS
Juegos Mediterráneo. 200 espectadores.
GOLES
0-1, m. 18: Éder Díez. 1-1, m. 26: Engonga. 1-2, m. 75: Francis Ferrón.

El balón no terminó de salir. La jugada continuó y, un centro al área, finalizó con remate de Eder inalcanzable para el guardameta de un Almería B que no tardaría en reponerse. Y es que tan solo ocho minutos después, en una jugada de saque de esquina y después de varios rechaces, el central Engonga, que había subido a rematar, marcaría el tanto de la jornada. Chilena impresionante, de los que saldrán en los resúmenes deportivos, que imprimía al esférico una gran parábola para que se colase de forma irremisible a la portería de un Kike Royo algo adelantado en su posición.

Desde el empate a uno hasta el descanso, el encuentro fue un loco no parar, con dominio alterno y ataques constantes en el que faltó clarividencia en el último pase y en el que se puso a prueba la eficiencia de ambas líneas defensivas. No se movería el marcador al paso de los vestuarios manteniendo la emoción de cara a la segunda parte.

Había que ir a por los tres puntos. Pero eso al Almería B, que certificó su descenso de Tercera División, le dio lo mismo porque poco le iba en el envite dedicándose a lo que mejor sabe hacer que es tocar el balón. El Badajoz tuvo prisa. Necesitaba un gol para tocar con los dedos el Play Off y no se hizo esperar el deseado gol. Lo consiguió Higón en posición prohibida por lo que fue anulado. Ello animó a los blanquinegros que gozaría de otra nueva oportunidad pero Ferrón cruzó en exceso tras recibir un formidable servicio del propio Higón.

Los jugadores del Badajoz celebran un gol.
Los jugadores del Badajoz celebran un gol. / Ricardo García

El ímpetu inicial se convirtió en obsesión y aturullamiento. Fue entonces cuando el Almería B controló el centro del campo y la situación. Mereció adelantarse en el marcador. Primero a través de Javi Moreno que se encontró solo y dentro del área para chutar escorado y probar la atención de Kike Royo. El portero visitante fue protagonista en el minuto 72 cuando el recién ingresado Darío Guti que, después de un escorzo tras un bote alto, se sacó de la manga un remate tan potente que solo la intervención felina del riojano evitó que el partido se pusiera cuesta arriba a poco de la conclusión.

Pero lejos de complicarse, lo que vino fue la alfombra roja. La que le colocó, tras un centro al área de Eneko Zabaleta, a Ferrón que la bajó y controló a media vuelta para dejar atrás a Dani Hernández y definir por bajo y cruzado marcando el tanto de la victoria que llevó el delirio a los aficionados presentes llegados de Badajoz, que no sufrieron en los compases finales porque los suyos, experimentados y con oficio, supieron gestionar para atar unos tres puntos que colocan al Badajoz en la zona más noble de la clasificación de Segunda División B.

Nafti, entrenador del Badajoz: «Ha sido un partido muy sufrido»

Mehdi Nafti, entrenador del Badajoz, reconoció que no fueron fáciles los tres puntos logrados ante el colista de la categoría, mostrándose satisfecho por la rentabilidad y la suerte más que por las sensaciones mostradas en el Juegos del Mediterráneo: «Partido muy sufrido. De los seis últimos encuentros ha sido el que más trabajo nos ha costado sacarlo adelante. En el descanso veíamos que se nos escapaba el encuentro. Nos hemos dicho los jugadores y yo cosas a la cara y en la segunda parte han saltado con mejor actitud. Estoy más feliz por el resultado que por el juego del equipo que ha sido regular. Hoy hemos tenido la suerte que en otros partidos nos ha faltado. Estoy muy contento por la afición que se ha desplazado en un buen número hasta estas tierras después de 610 kilómetros de ida y otros tantos de vuelta. La lesión de Kamal nos ha desubicado bastante rato, tiene una rotura del adductor, por lo que para él ha finalizado la temporada. Deberíamos haber tenido más tiempo el balón y más control del juego, ha sido un partido muy abierto para nuestros intereses. Aunque es verdad que tras ponernos por delante en el marcador, hemos sabido controlar».