La remodelación del Badajoz se acelera

La remodelación del Badajoz se acelera

El conjunto blanquinegro anuncia el fichaje del extremo Carlos Portero y del central Iván Casado, así como las salidas de Juanjo, Cristian, Julio Cidoncha y Mario Gómez

M. Gª GARRIDOBADAJOZ.

El Badajoz de la temporada 2019-20 ya ha echado a andar... Y de qué manera. Con el capitán de la nave confirmado tras la renovación de Mehdi Nafti, ayer se conocieron las dos primeras incorporaciones para el nuevo proyecto. Los primeros en llegar son Carlos Portero e Iván Casado.

'Carlitos' (Toledo, 15-09-1989) es un extremo e interior diestro que llega procedente de la UD San Sebastián de los Reyes. En el conjunto madrileño firmó la pasada campaña cinco goles y siete asistencias y fue un habitual en el once titular, especialmente en el primer tramo del curso, sumando en total 2.565 minutos jugados.

El Badajoz lo define como un jugador habilidoso y veloz que también puede actuar por la banda izquierda. Destaca de él su verticalidad y sus cualidades en el uno contra uno que lo convierten en un futbolista muy incisivo. También remarcan otras habilidades como el gran golpeo de balón o su capacidad de regate. Criado en la cantera del Getafe, posee un amplio currículum en Segunda B pasando por equipos como el CD Toledo, CD Tenerife, Fuenlabrada, Marbella y Arandina. Su máximo registro goleador fue en la campaña 2016/17 con la Arandina, donde logró anotar 14 goles.

Sin tiempo apenas para conocer al nuevo inquilino del vestuario pacense, el Badajoz hizo oficial el segundo refuerzo. Iván Casado (Palencia, 6-7-1993) cuenta con un perfil polivalente que le permite jugar en los dos puestos del eje de la zaga y en el pivote defensivo. Procede del CD Izarra, donde ha disputado 33 partidos, prodigándose en la faceta ofensiva con tres tantos. El zaguero formado en la cantera del Valladolid impone su altura (1,88 metros) en el césped y el Badajoz lo describe como un defensor contundente y dominador del juego aéreo, con buen trato de balón.

Lo que queda patente es que habrá un lavado de cara y la prueba de ello es que hasta once jugadores de la pasada campaña son ya historia del club blanquinegro y no continuarán. Si este jueves se anunciaban oficialmente las salidas de Jordan Greenidge, Prosper Mendy, Pawel Florek, Eneko Zabaleta y Mohamed Kamal, y la finalización de las cesiones de Adama Fofana y Alfonso Candelas, hoy cuatro nombres más engrosan esa lista de bajas de cara al próximo curso. Cristian Pérez, que gozó de mucho protagonismo entrando en las rotaciones en el eje de la zaga pacense supliendo en ocasiones a César Morgado (que en la segunda vuelta se perdió varios encuentros por una lesión muscular) y a Mario Gómez. Precisamente, este último, el futbolista de Talavera de la Reina, es otro de los que no sigue en el Badajoz, tras ser titular en gran parte de los encuentros de la liga y los playoffs.

Se van, por tanto, dos pilares defensivos claves en el gran tramo final del equipo que permitió alcanzar la cuarta plaza. Los tres han superado la cifra de 2.000 minutos jugados y el conjunto blanquinegro solo encajó en la segunda vuelta diez goles y logró once porterías a cero. Tampoco estará el año que viene Juanjo García, que ha alternado etapas de mayor protagonismo con otras de suplencia, pero que formó una dupla fiable con Toni Abad en el lateral derecho. Por último, también se marcha Julio Cidoncha, sin duda un intocable de la medular para Mehdi Nafti junto con Damián Petcoff. Ya fuera con trivote o con dos mediocentros en el 4-4-2, el centrocampista madrileño ha proporcionado trabajo en la recuperación, temple y criterio en la salida del balón.

Más