«El gol antes del descanso nos levantó el ánimo»

Mehdi Nafti hacía su valoración sobre la victoria de su equipo. «Creo que el primer tiempo fue igualado. Es verdad que el Talavera nos hizo daño en acciones a balón parado con saques de córner y banda que iban dentro del área, pero el equipo los defendió bien. Tuvimos una ocasión clara en un córner y el gol llegó en un penalti antes del descanso, lo que nos levantó el ánimo y al rival le pasó todo lo contrario. En el segundo tiempo creo que en líneas general controlamos el partido. Supimos jugar con la ansiedad y la necesidad de puntos del rival. Creo que a raíz del 0-2 el partido estaba más que liquidado. Son tres puntos más que sumamos y tres puntos que nos llevamos para casa», destacaba el preparador del Badajoz. Para Nafti la clave estaría en ese penalti cometido por Nandi sobre Chris Ramos. «El gol sobre todo afecta mentalmente. Entras en el vestuario con ese estado de ánimo óptimo, mientras que al rival le pasa todo lo contrario».

El técnico mostró cierta preocupación por los problemas musculares de algunos jugadores. «Le pregunté a Toni Abad qué le pasaba. A Chris Ramos lo puedo entender porque era su primer partido con nosotros. Toni Abad me dijo que su banda estaba muy blandita y a Candelas le pasó igual. Incluso Álex Corredera también estaba bastante cansado. Se lo pregunté a mi preparador físico a los 75 minutos sobre qué les pasaba y estaría contento que ese cansancio solo fuera por el estado del terreno de juego. Espero que no sea otra cosa».

Sobre esa derrota de la semana pasada ante el líder y hacer desaparecer viejos fantasmas con esta victoria, Nafti respondía de forma contundente. «Los fantasmas sólo los tenéis vosotros y algunos. Nosotros lo tenemos muy claro, no hay que normalizar las victorias y exagerar las derrotas. Nosotros damos muchísimo valor a las victorias. Están súper contentos por su victoria frente a un Talavera que peleará por mantenerse. Tenemos que tener mucho cuidado con eso. No es normal».