Desastre mayúsculo del Cáceres ante el colista

Angelo Chol trata de capturar una pelota en el aire. :: opta/
Angelo Chol trata de capturar una pelota en el aire. :: opta

Los verdinegros caen con estrépito ante un Prat que les pasó por encima durante todo el partido

ANDRÉS DEL CASTILLO EL PRAT DE LLOBREGAT.

El Cáceres perdió una gran oportunidad para aferrarse a la LEB Oro tras sufrir una contundente derrota en la pista del Prat Joventut, hasta ayer el equipo que ocupaba el farolillo rojo en la tabla. Los cacereños no estuvieron en un partido clave para evitar el descenso ante un rival que salió a por el choque desde el salto inicial y lo dejó resuelto al descanso (59-29) gracias a su enorme acierto en los triples (10 de 13) y al extraordinario partido de Marc Blanch, que lideró a su equipo hacia un triunfo que abre las esperanzas de cara a su salvación. El Cáceres dio una pésima impresión de la que solo se salvó Daniel Sapp, el mejor del equipo de largo, que no pudo ofrecer más debido a que se torció el tobillo en la primera parte, lo que le hizo jugar sin confianza tras el descanso.

95 PRAT

66 CÁCERES

CB Prat
Rubín de Celís (4), Marc Blanch (25), Busquets (8), Parra (18), Sena (14) -equipo inicial-, Zagars (5), Jeanne (2), Cuevas (12), Domenech (0), Ortega (7), Bassas (0) y Mba (0).
Cáceres Patrimonio de la Humanidad
Mazurczak (6), Rakocevic (11), Parejo (5), Chol (2), Trist (10) -equipo inicial-, Corrales (0), Huff (5), Sapp (18), Martínez (6) y Kody (0).
Parciales
(29-15) (59-29) (77-43) (95-66)
Árbitro
Alcaraz, Lucas y Hurtado. Sin eliminados.
Incidencias
Pabellón Joan Busquets. 1.200 espectadores.

La primera parte del Cáceres fue desastrosa desde el primer al último minuto. El equipo de Roberto Blanco pareció no ser consciente de lo que se jugaba y entró al encuentro con poco espíritu defensivo, lo que le llevó a encajar un parcial de 10-2 en los primeros cuatro minutos. Marc Blanch lideró a los pratenses en ataque anotando desde la línea de tres puntos y penetrando a canasta con demasiada facilidad. El veterano jugador anotó 12 de los 21 primeros puntos de su equipo.

El técnico extremeño rotó el banquillo en busca de una solución haciendo saltar a la pista a Corrales y a Daniel Sapp para cambiar una dinámica que iba empeorando a medida que pasaban los minutos (26-9, min. 8). El escolta estadounidense empezó a anotar y lideró una tímida reacción (26-15, min. 9). Dos tiros libres anotados por Pep Ortega dejaron el marcador al final del primer cuarto en 29-15.

El segundo parcial empezó con el Prat nuevamente a la carga desde la línea de tres puntos con Dídac Cuevas especialmente inspirado con tres canastas consecutivas desde los 6,75 sin oposición alguna, que colocó a los catalanes por encima de los veinte puntos de ventaja (45-24, min. 15). Sapp seguía siendo el que sumaba para los cacereños, pero en una jugada en su campo se torció un tobillo, lo que lo obligó a abandonar la pista a seis minutos del descanso para no regresar a ella durante el resto de la primera parte.

Sin el estadounidense en la pista, el Cáceres se quedó sin ideas en ataque y en defensa no estuvo acertado ni en el perímetro ni bajo el aro, donde Wesley Sena anotó 10 puntos en la primera parte. Un mate lleno de rabia de Konate ante lo que estaba sucediendo en la pista puso el 45-28 en el marcador a cuatro minutos del final del cuarto. En el tiempo restante, los cacereños solo metieron un punto, mientras que el Prat Joventut siguió con su racha desde el perímetro. Dos nuevos triples de Marc Blanch llevaron al alero a acabar el primer tiempo con 18 puntos y 24 de valoración. El conjunto local quería dejar resuelto el partido al descanso y lo consiguió con un parcial de 14-1 que le permitió irse al descanso con 30 puntos de ventaja (59-29).

Al Cáceres solo le quedaba luchar por salvar el basketaverage -ganó de 13 puntos en la primera vuelta-, pero ni eso. Los catalanes siguieron tras el descanso con la misma intensidad y acierto que en los primeros 20 minutos. Blanch prolongó su exhibición con cinco nuevos puntos al inicio del tercer cuarto que mantuvieron al Prat Joventut por encima de los 30 puntos (64-33, min. 24).

Parejo anotó los primeros puntos de su equipo, incluido un triple, pero los locales no tenían límite y se fueron hasta la que sería su máxima ventaja (75-38, min. 28). Sapp salió de inicio, pero ya no fue el mismo del primer tiempo. Tuvo que intentar parar a Blanch, pero ningún jugador lo hubiera conseguido anoche ante el estado de gracia del escolta. Los dos equipos apenas tuvieron acierto en los minutos finales del tercer cuarto, donde la mejor noticia para el Cáceres fue que Rakocevic afinó la puntería. Solo sumaron catorce puntos los cacereños, lo que hacía imposible soñar salvar el basketaverage.

El cuarto período fue el mejor de los cuatro jugados en El Prat por el equipo cacereño. Puso más intensidad defensiva que en los 30 minutos anteriores, sobre todo en los primeros compases del cuarto donde Rakocevic prolongó su racha anotadora con dos triples (77-49, min. 33). Joel Parra lideró la reacción local, que con un parcial de 11-2 puso de nuevo a los catalanes en su máxima diferencia (88-51, min. 37). Daniel Sapp volvió a la carga en la anotación para evitar que la diferencia superara los 40 puntos (90-58, min. 38). Al final, 29 puntos de diferencia que dicen muy poco del espíritu con el que el Cáceres fue a El Prat a jugarse una salvación que visto lo visto va a ser muy complicado conseguirla.