El concurso definitivo

Silvia Abril, en una de las pruebas en la que literalmente vuela. :: atresmedia/
Silvia Abril, en una de las pruebas en la que literalmente vuela. :: atresmedia

Silvia Abril presenta 'Juego de juegos', que se estrena esta noche en Antena 3. «Es como ir a un parque de atracciones»

JULIÁN ALÍA

Silvia Abril se coló a finales del pasado enero en el popular programa de entrevistas de Ellen DeGeneres de la televisión norteamericana. No personalmente, sino que la presentadora estadounidense hizo mención a las versiones internacionales del formato 'Game of Games', que también presenta y produce. El programa fue estrenado en 2017 en la NBC, y tras dos temporadas ha cosechado una audiencia de más de ocho millones de espectadores en Estados Unidos, y ya ha sido renovado para una tercera.

Antena 3 busca repetir esa fórmula del éxito en España, y hoy estrena 'Juego de juegos' a las 22.10 horas, de la mano de la actriz y humorista catalana, que asegura que su presencia en el vídeo emitido por la televisión americana fue «una grata sorpresa y un honor», y que DeGeneres es una «referente», aunque sean casi antagónicas en estilo. «Ellen trabaja mucho con la contención. Y yo soy todo lo contrario. Soy una botella de champán abierta», explica Silvia Abril, que considera que el público español «se lo va a pasar pipa». «He probado algunas de las pruebas. Es como ir a un parque de atracciones, aunque yo me subo a todos lados, y aquí he pasado algún apuro», comenta la presentadora de los Goya sobre los quince juegos de un formato que busca recoger a los espectadores que se han quedado huérfanos de 'Tu cara me suena' los viernes por la noche. El espacio ya tiene 12 galas grabadas, pero «con el pie levantado, por si hay que hacer más». El público es el gran protagonista de 'Juego de juegos', porque de ahí salen sus concursantes. «Bajan con un subidón y con una energía diferente», declara su productor ejecutivo, Pablo Abelenda, sobre el programa, al que define como un «monstruo de 15 cabezas» en el que «cada juego tiene su personalidad y sus reglas». Un concurso en el que todo es grande, sobre todo el plató, muy difícil de encontrar (tiene dos mil metros cuadrados), y los golpes, por lo que ha contado con un equipo médico para garantizar la seguridad, «una de las grandes preocupaciones», según Jordi Rosell, su director, que afirma que «no ha habido lesiones graves», solo «algunos mareos y contusiones».

Sillones 'mareantes'

La primera parte consta de seis pruebas, de las doce totales. Entre ellas, se puede encontrar una pirámide resbaladiza casi imposible de coronar, una enorme lavadora en la que hay que meter cinco pastillas de jabón tras esquivar una colada gigante, dos sillones giratorios sin piedad para el mareo, o la cabeza de un monstruo al que hay que extraerle los dientes con sumo cuidado. Los seis flamantes ganadores pasan a la segunda fase, que arranca con pruebas como 'Atrapa la silla' o 'Acierta o puerta', donde los ganadores de la prueba anterior deben responder correctamente a las preguntas de Silvia para evitar caer desde una plataforma de más de 10 metros.

Solo el finalista opta a salir premiado en 'Juego de juegos', más allá de los porrazos que alguno se lleve de regalo a casa. En la prueba definitiva, 'Manos rápidas', el único superviviente del concurso tan solo tiene que identificar 15 imágenes de famosos en un máximo de 45 segundos. Si lo consigue, los 50.000 euros del premio son suyos y los rasguños habrán merecido la pena.