Un herido grave y otros tres leves en uno de los últimos encierros de Coria

Imagen de uno de los últimos encierros. :: karpint/
Imagen de uno de los últimos encierros. :: karpint

Uno de los toros que más brilló en la última jornada fue 'Garagrito', uno de los mejores de estas fiestas de San Juan

ELADIO PANIAGUA SIMÓN CORIA.

Sube la temperatura taurina en el tramo final de las fiestas y lo que parecía un valle de rosas se ha convertido en espinas en los últimos encierros de las fiestas de San Juan, donde los astados se han cobrado varios heridos, uno de ellos de gravedad.

En la tarde del día 27 tuvo lugar la lidia del toro 'Garagrito', de la Peña 'El 27'. Fue un toro castaño de la ganadería 'El Risco', cuyos ejemplares pastan en la localidad salmantina de Fuenteguinaldo, y donde el Asombrerao de la Peña 'Kao' tenía puestas grandes ilusiones. La verdad es que no defraudó en absoluto, convirtiéndose en uno de los mejores en el recorrido por las calles en estas Fiestas de San Juan.

En la lidia en la plaza el toro mostró blandura en los remos delanteros, doblando en varias ocasiones, mostrando esa debilidad cuando un maletilla lo probó con la muleta y el astado volvió a doblar las manos.

Poco a poco el toro fue a más en la lidia realizando carreras persecutorias sobre los mozos y recibiendo recortes de mucho mérito, destacando uno de ellos muy espectacular que fue muy aplaudido, y otro donde el recortador apuró tanto que se quedó en la misma cara del astado. También cabe resaltar de la lidia en la plaza un salto acrobático que le hizo un recortador. En líneas generales el toro cumplió en la plaza.

A la tercera campanada 'Garagrito' salió como una bala por la puerta de la calle Obispo hacia la plaza de la Catedral. Ahí comenzó el festival de este toro que, como un buen atleta, recorría las calles a gran velocidad llevando peligro a los corredores.

Fue una gozada ver a este toro por todos los lugares de la ciudad, que es lo que la gente quiere de los toros de las fiestas de San Juan, y en sus galopadas por las calles del casco histórico hirió a cuatro personas, una de ellas de gravedad. Otra tuvo ser trasladada al hospital Ciudad de Coria, y finalmente, otros dos fueron heridos de escasa consideración.

Los incidentes

El primer herido fue en la calle Iglesia sobre las 9 de la tarde. Se trata de un varón de 35 años, que sufrió cornada penetrante en el hemitórax izquierdo con pronóstico grave. Se estabilizó, se cerró la herida y se le puso drenaje torácico en la enfermería ubicada en el Ayuntamiento. Después fue trasladado al hospital Ciudad de Coria con pronóstico grave. Posteriormente, fue trasladado al Hospital San Pedro de Alcántara de Cáceres, donde continúa en estado grave

Hubo además otros tres heridos por las calles del recinto amurallado con lesiones múltiples: dos varones de 35 y 32 años, y un tercero de 28 años, que fue arrollado por el toro cerca de la palmera de la Cava, y que sufre esguince de tobillo siendo trasladado al hospital Ciudad de Coria.

Tras una lidia llena de incidentes y emociones, a Garagrito le llegó el momento del adiós y sobre las 10 de la noche y en la plaza de la Cava, Unai Simón acabó con su vida de un certero disparo, quedando en la mente de todos las emociones vividas en la tarde del 27 de junio donde un ejemplar de la ganadería 'El Risco' dio todo un recital por las calles del recinto amurallado.

La madrugada del día 28

En la madrugada del día 28 tuvo lugar el encierro y lidia del toro 'Napolitano', que sustituía al toro 'Rayito', que fue lidiado en la tarde del día 24. El toro pertenecía a la ganadería madrileña 'Flor de Jara', con procedencia Santa Coloma. Fue un toro cárdeno claro, bocinegro, botinero y veleto y engatillado de pitones. Realizó un encierro rápido y limpio llegando a los corrales de la plaza sin complicaciones.

Salió a la plaza con mucho poderío siendo hábilmente recortado y rematando con fuerza en los barrotes de la plaza, donde se movió con soltura realizando carreras de mucho mérito.

A la tercera campanada salió como una flecha al tramo final de la lidia en el recorrido por las calles por la puerta de Santiago bajando por la calle Los Paños, Cuatro Calles y plaza de la Catedral, desde donde inició su apoteósico recorrido por toda la ciudad. Todo un recital con un toro incansable. Chechu Barrios acabó con sus días de un certero disparo sobre las 6 de la madrugada.

Finalmente al mediodía del 28 tuvo lugar el encierro del toro de la Peña 'La Geta', cuyo Engetao es Raúl Rey Fernández, 'Bull'. Fue un toro perteneciente a la ganadería de Enrique Serrano, señalado con el número 14, Guarismo 4 y por nombre 'Soñador'. Toro negro zahíno, encaste Juan Pedro ( Vía Aldeanueva), corniveleto, alto y largo, que realizó un rápido encierro junto con los mansos sin crear problemas hasta los toriles. Este toro, que puso colofón a las fiestas de San Juan 2018 tuvo su lidia en la plaza y por las calles en la tarde del día 28.

A las 14 horas y una vez finalizado el encierro del toro, tuvo lugar la lidia tradicional del Novillo de Promoción Juvenil, por el trayecto del encierro. Un novillo castaño bragado de nombre 'Trapecista', señalado con el número 56 y guarismo 8 de la ganadería Enrique Serrano.

 

Fotos

Vídeos