El Reina Sofía apuesta por cambiar la forma de disfrutar el arte

El nuevo proyecto educativo en el Reina Sofìa./Museo Reina Sofía
El nuevo proyecto educativo en el Reina Sofìa. / Museo Reina Sofía

El museo presenta 'Gira, el museo de los vínculos', un nuevo programa educativo realizado con la Fundación Banco Santander, que busca la interpelación del arte mediante la metodología y no solo sobre el contenido

ALAIN MATEOSMADRID

Museo y educación. Dos términos que quedarán unidos al Reina Sofía para los próximos años mediante ´Gira, el museo de los vínculos´, un nuevo programa educativo en colaboración con la Fundación Banco Santander, y que busca hacer del centro, «una escuela», donde convivan interrelacionados todos los actores educativos y se consiga cambiar el concepto de aprendizaje del arte. Una enseñanza que se base en el análisis y la interpelación del visitante, en vez de enfocarlo solo en el contenido de la visita, como tradicionalmente se viene realizando a través de los guías. Además, el programa tiene como objetivo doblar el tiempo de las visitas y enfocarlo hacia una visión feminista.

Esta nueva etapa del museo conlleva dos cambios que estarán basados en una nueva estructura conceptual y una nueva organización del área de Educación. Los nuevos ejes de la estructura estarán fundamentados a la ampliación del tiempo de las visitas. Desde el Reina Sofía informan que la estancia media de un visitante está en torno a los 35 minutos y el objetivo es doblarlo, hasta la hora de duración o incluso las dos horas. Para ello, se realizarán diferentes actividades con colegios durante nueve meses y que girará en torno a la realización de actividades dentro y fuera del museo. El objetivo de estos ejercicios no es otro que la comprensión del arte contemporáneo más allá de la descripción y contenido del mismo, sino que incorpore una reflexión y pase a ser una visita de carácter «vivencial». El director del museo, Manuel Borja-Villel, categorizó al visitante «como alguien que interpela y es capaz de abrir nuevos campos».

Las herramientas que compondrán este nuevo área educativa, además de todos los actores que componen las escuelas, son las comunidades que estarán representadas mediante grupos de trabajo de diferentes edades, desde los más jóvenes hasta la tercera edad, pasando por un grupo específico de agrupaciones familiares que tendrá «un gran protagonismo», según María Acaso, jefa del Departamento de Educación del Reina Sofía. La mediación, a través de contenidos en la página web y programas que refuerzan la línea del feminismo, y proyectos transversales, como el de combatir la segregación por cuestiones de edad, forman parte del programa ´Gira, el museo de los vínculos´.

El Centro de Estudios del Reina Sofía cumple una década donde «se han consolidado los másteres», tal y como apunta el director Borja-Villel, y se han garantizado las más de 600 actividades cuya línea está enfocada en «áreas de estudio transversales» con «grupos de trabajo con perspectiva de género». Política, memoria, transición y pensamiento son otras de las características que ofrecen las cátedras del Centro de Estudios del museo que ya han «reportado jóvenes comisarios de exposición» para el Reina Sofía, como apunta Borja-Villel.