Antonio Banderas rescatará la varada película de Saura sobre el 'Guernica' y Picasso

Saura cree que el rodaje comenzará en EE UU a finales de año o, a más tardar, a comienzos de 2015

OSKAR. L. BELATEGUI MÁLAGA.

Debía ser la película más ambiciosa rodada en el País Vasco en los últimos años. Un director mítico, Carlos Saura, y dos estrellas internacionales, Antonio Banderas y Gwyneth Paltrow, al servicio del guión póstumo del más laureado de nuestros productores, Elías Querejeta: '33 días', la crónica del febril proceso de creación del 'Guernica' de Picasso. Toda Vizcaya se pondría patas arriba durante ocho semanas gracias a un filme con un presupuesto de casi 10 millones de euros. La mayoría del equipo técnico sería vasco y el impacto económico y su proyección internacional auguraban un negocio redondo que bordea del fracaso.

El rodaje debió comenzar en octubre de 2012, pero «problemas de agenda» del director de fotografía, Vittorio Storaro (Oscar por 'Apocalypse Now') lo retrasaron hasta enero de 2013. En septiembre pasado Banderas admitía que el filme se aplazaba sine die. Un enfadado Carlos Saura descubría ayer en el Festival de Málaga que '33 días' nunca se rodará en el País Vasco. La razón es que Idem 4, la productora bilbaína, principal artífice del proyecto, está en concurso de acreedores desde el mes pasado. «La película se rodará, pero gracias a Antonio Banderas, que está empeñado en hacerla», asegura el director. «He hablado hace unas semanas con él y ha encontrado productores americanos y franceses. Incluso él mismo está dispuesto a producir parte de la película».

Saura cree que el rodaje comenzará en EE UU a finales de año o, a más tardar, a comienzos de 2015. «Todo depende del asunto de los derechos del guion. Banderas está en conversaciones con los productores para conseguir que volvamos a tenerlos». El libreto de Elías Querejeta, reescrito por Saura, está en manos de Idem 4, pero al haber sido declarada en concurso de acreedores por el Juzgado de lo Mercantil número 1 de Bilbao ha sido suspendida en el ejercicio de las facultades de administración y disposición de su patrimonio.

«Yo solo quiero que se resuelvan cuanto antes los líos legales y empezar a rodar. A los productores vascos se les ha ofrecido dinero para desenredar el tema y no han querido», se lamenta el autor de 'La caza', que rodará '33 días' en castellano y no en inglés y francés como estaba previsto.