Vecinos de Aldea Moret en Cáceres denuncian carreras ilegales en la calle Ródano

La calle Ródano con el bloque C al fondo y las marcas de los derrapes en el asfalto. :: lorenzo cordero/
La calle Ródano con el bloque C al fondo y las marcas de los derrapes en el asfalto. :: lorenzo cordero

Aseguran que se producen sobre todo los fines de semana a altas horas de la madrugada y piden más presencia policial en la barriada

Álvaro Rubio
ÁLVARO RUBIOCáceres

Vecinos de Aldea Moret denuncian lo que sucede casi todas las semanas en la calle Río Ródano, una de las más conflictivas del barrio y en la que se encuentra el bloque C. Hablan de «carreras ilegales de coches y motos» y piden soluciones al Ayuntamiento.

«Pasan a toda velocidad por la carretera que va desde la calle Ródano hasta el Cerro de los Pinos. Incluso hay accidentes aunque por suerte en los últimos meses no ha habido víctimas. Cualquier día puede pasar algo grave», explica una de las personas que vive en la barriada cacereña. Prefiere no desvelar su nombre por miedo a represalias. «Es un problema que sufrimos a diario muchos vecinos, pero la gente no quiere contarlo», añade uno de los afectados mientras señala el lugar donde realizan este tipo de prácticas.

Sobre todo se producen en la zona de la piscina de Aldea Moret, donde hay una gran explanada. Allí se pueden ver las marcas de los derrapes realizados por los vehículos. «Hacen trompos normalmente a altas horas de la madrugada durante los fines de semana», comenta.

Reclaman que se instalen resaltos similares a los que hay en la avenida de la Constitución

Con él coinciden otros vecinos de la zona. Dicen que «hace una semana, por ejemplo, se escuchaban los frenazos de los coches y las motos, así como fuertes golpes». Ante esa situación aseguran que lo han puesto en conocimiento del Ayuntamiento cacereño. Han pedido a la brigada de obras que instalen más resaltos igual que ya lo hicieron en la avenida de la Constitución. Sin embargo, lamentan que no les den ninguna solución.

El Ayuntamiento aclara que no tienen constancia de que haya habido denuncias a causa de carreras ilegales de coches y motos en Aldea Moret. «La Policía Local patrulla por ese barrio igual que lo hace por otras zonas y cuando observa conductas ilegales las denuncia. En las últimas fechas nadie nos ha comunicado nada sobre este tipo de prácticas», afirma Rafael Mateos, concejal delegado de Policía Local y Seguridad Vial del Ayuntamiento de Cáceres.

Sí reconoce que en los últimos meses ha habido denuncias por conducción temeraria en Aldea Moret. «Sobre todo vigilamos el tráfico en turno de noche y lo hacemos no sólo en el centro sino también en zonas periféricas de la ciudad», añade Mateos, que evita referirse al término carrera ilegal.

Sin embargo, en la última semana representantes políticos sí han utilizado esas dos palabras. Es el caso del portavoz del Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento, Luis Salaya. «Aldea Moret tiene problemas sociales y de seguridad. Hay carreras ilegales que se hacen con total impunidad», destacó el pasado martes tras referirse al traslado de la Unidad de Atestados de la Policía Local a las dependencias de la actual jefatura, junto a la estación de Renfe. Se desmantela al llevarse de allí a los 18 agentes que la constituyen. Sólo uno y en segunda actividad seguirá de servicio en el barrio, según denuncia el sindicato CSIF.

El portavoz socialista defendió la recuperación de la oficina permanente y la creación de una unidad especial para el barrio que garantice la presencia de agentes a pie por sus calles. Eso mismo reivindican los colectivos que trabajan en la zona, así como la asociación de vecinos Santa Lucía. Su presidente, Javier Moreno, pide que se cumplan las ordenanzas municipales en Aldea Moret igual que se hace en otros puntos de la ciudad. «No nos podemos centrar sólo en las carreras ilegales. En el barrio pasan muchas más cosas. Hay basura y montones de leña por las calles, hogueras, ocupaciones de la vía pública para tender la ropa y hasta animales pastando en parques», detalla Moreno.

Coincide con los que que lamentan la situación de abandono. «Hay hasta gallineros en patios. Algunas veces se escapan los animales y se ven por la calle. También aparcan los coches en jardines y la policía no hace nada. Está todo hecho un desastre», dice otra vecina.

Mejostilla

Las quejas por carreras ilegales son conocidas por la Policía Local. De hecho, se llevan dando en la ciudad desde hace más de una década en varias zonas. Además de en Aldea Moret, estos rallys se han producido en Mejostilla.

«Afortunadamente en el último año no hemos tenido quejas por esta cuestión, lo que me lleva a pensar que han dejado de producirse. Otras veces nos llamaban los vecinos alertando sobre este asunto para que llamáramos a la policía. Se quejaban del ruido que provocaban y del peligro que suponen», reconoce el presidente de la Asociación de Vecinos de Mejostilla, Jacinto Mellado.

Apunta a que sobre todo se producían en la calle Pedro Romero Mendoza y en los alrededores del residencial Gredos. «Agentes de la policía se han desplazado a estos lugares en varias ocasiones por este tema», detalla Mellado.

Otros espacios como el aparcamiento del Carrefour y el recinto ferial también ha sido escenario de estas prácticas. De hecho, en 2007 el Ayuntamiento ordenó a la brigada de obras la instalación de bolardos de cemento en algunas de las calles del ferial para evitar carreras ilegales que sobre todo se detectaron cuando en ese espacio se concentraban cientos de jóvenes a hacer botellón los fines de semana.