Los sindicatos anuncian paros en Correos por la precaridad laboral

Oficina principal de Correos, en el Múltiples. :: l. cordero/
Oficina principal de Correos, en el Múltiples. :: l. cordero

Aseguran que la plantilla ha perdido en la provincia 150 puestos de trabajo en los últimos años, que se sustituyen por contratos por días

REDACCIÓN CÁCERES.

Los sindicatos CSIF, CCOO, UGT y el Sindicato Libre de Correos han anunciado movilizaciones y paros en los centros de trabajo de la provincia para protestar por la pérdida de empleo y la precarización del trabajo en los últimos años.

De momento, se realizarán concentraciones en las oficinas postales de cada localidad pero no se descarta una huelga general si no se da una solución a la situación de la entidad que ha perdido, desde 2008, unos 15.000 trabajadores en todo el país.

Las fechas de las protestas están todavía por determinar.

Representantes de estos sindicatos han anunciado en Cáceres que en la provincia se han perdido unos 150 empleos porque ha habido jubilaciones que no se han cubierto y cada vez se merma más la plantilla, lo que conlleva una carga de trabajo que se suple con contratos parciales insuficientes.

José Luis Delgado, de CSIF; Marisa Sánchez, de CCOO; Mercedes Ardila, de UGT, y David Barcenilla, del Sindicato Libre, han ofrecido este martes una rueda de prensa en Cáceres en la que han denunciado la «delicada situación» que atraviesan los trabajadores de Correos que «siguen sufriendo recortes aunque la crisis económica ya haya pasado», ha dicho Delgado, según recoge Europa Press.

En su intervención, ha recordado que el servicio postal es un derecho universal que presta Correos y que, aunque sea deficitario, el Gobierno tiene el deber de garantizarlo. Por tanto, con la situación que atraviesa la entidad «no se merma en Correos, sino en los derechos de los ciudadanos», ha añadido.

Desde CSIF se critica la «creciente» precarización laboral con contratos por «día y horas». «Nos están dando más carga de trabajo a cambio de menos salario y menos plantilla y eso no lo vamos a consentir».

Las centrales sindicales han trasladado al Gobierno y a los responsables de Correos que «hay que acabar con los sacrificios impuestos a los trabajadores» y piden mejores salarios, empleos y derechos.

En este sentido, la representante de CCOO Marisa Sánchez ha denunciado que la empresa ha perdido el 70% de su financiación y pide que en los Presupuestos Generales del Estado (PGE) se incluyan 230 millones de euros para poder llevar a cabo un plan de modernización que adecue los servicios a las nuevas realidades, una vez que el envío de carta tradicional ha caído un 40 por ciento y ha aumentado la paquetería.

Desde UGT, Mercedes Ardila ha pedido que se ponga en marcha ese plan estratégico hasta el 2023 para «compensar el descenso de la carta tradicional».

David Barcenilla, del Sindicato Libre ha exigido también que se reavive la negociación del convenio colectivo que está pendiente desde hace varios años. «Está paralizado y no se puede negociar», se ha lamentado, al tiempo que aboga por recuperar el poder adquisitivo que se ha perdido con las congelaciones salariales. También ha pedido que se negocien las prejubilaciones.