La protesta ciudadana no cambia los planes para Virgen de Guadalupe en Cáceres

Los manifestantes hicieron una cadena humana rodeando a los árboles/LORENZO CORDERO
Los manifestantes hicieron una cadena humana rodeando a los árboles / LORENZO CORDERO

«Son siempre los mismos», asegura la alcaldesa respecto al acto del pasado domingo en defensa de las acacias

María José Torrejón
MARÍA JOSÉ TORREJÓNCáceres

l Ayuntamiento mantiene sus planes de reforma en la avenida Virgen de Guadalupe. El proyecto, que contempla la retirada de 78 árboles, sigue adelante, a pesar de la protesta ciudadana del pasado domingo, que echó a la calle a 250 cacereños para pedir al Consistorio que reconsidere la intervención prevista. Tanto la alcaldesa, Elena Nevado, como la concejala de Medio Ambiente, Montaña Jiménez, defendieron ayer el proyecto de reforma previsto para el también conocido como Paseo de las Acacias.

«Son siempre los mismos», dijo Nevado en referencia a los promotores del acto de protesta, organizado por el colectivo 'Cáceres Verde'. «Los que reivindican que no se haga esta actuación son los mismos que decían que el parking no iba a ser posible, que se iba a caer Múltiples. Son los mismos que hablan de que las personas tienen que ocupar la calle y no los coches y cuestionan San Pedro de Alcántara, cuando son las personas las que han ocupado el espacio público», subrayó la alcaldesa sobre la remodelada vía y sobre el parking de Primo de Rivera.

Las obras de Virgen de Guadalupe han sido adjudicadas a la empresa Magenta, que las ejecutará por 423.787 euros. El proyecto contempla un bulevar central de 4,4 metros de ancho. Se ampliarán los acerados (medirán 4,5 metros en los pares y 4 metros en los impares). Y se construirán dos carriles para el tráfico rodado en cada sentido. Uno de ellos será compartido para bicicletas y vehículos de motor y estará limitado a 30 kilómetros por hora.

Para dar más espacio a las aceras y a los carriles el proyecto contempla la retirada de los árboles situados en la mediana central, aunque las palmeras permanecerán en su lugar original, sin cambios.

Elena Nevado añadió ayer que el proyecto ha nacido del consenso vecinal. «Las ciudades tienen que estar al servicio de las personas y de la seguridad vial. Se han trasplantado las acacias para que siga siendo el Paseo de las Acacias a los acerados (laterales). Otras se han replantado en otras zonas de la ciudad. Y alguna tenemos en el vivero del Parque del Príncipe», detalló. En concreto, parte de las acacias retiradas ya de Virgen de Guadalupe se encuentran en El Junquillo y Mejostilla.

La alcaldesa recordó que la ampliación del Parque del Príncipe incluye la plantación de 1.500 nuevos árboles y que la reforma en Virgen de Guadalupe prevé una reubicación de los pasos de peatones.

«El equipo de Gobierno tiene clara la estrategia de desarrollo urbano sostenible de la ciudad», defendió Montaña Jiménez al tiempo que recordó que en Cáceres hay 24 árboles por cada cien habitantes, mientras que la media nacional está en los 14 árboles. «Las acacias de los laterales se van a mantener. Todas las que podíamos trasplantar ya las hemos trasplantado», zanjó.

A la protesta capitaneada por 'Cáceres Verde' se sumaron el domingo hasta once asociaciones y plataformas, entre las que se encontraban Adenex y Ecologistas en Acción.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos