El 'violador de La Madrila' ingresa en prisión ante el peligro de que reincida

El violador en 2002. /HOY
El violador en 2002. / HOY

Lo ha ordenado la titular del Juzgado número 3 de Cáceres, que investiga los supuestos abusos que cometió el 1 de enero

Sergio Lorenzo
SERGIO LORENZOCáceres

José Luis A. B., conocido como 'el violador de la Madrila', ya está en prisión. Ya no tienen que vigilarle agentes de la Policía Nacional y de la Policía Local para evitar que cometa otra agresión sexual.

La orden de su encarcelamiento la dictó ayer por la mañana la titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 3 de Cáceres, que es quien está investigando si él es el autor de un abuso sexual o un intento de violación cometido el pasado 1 de enero.

La jueza ha decretado el ingreso en prisión de 'el violador de La Madrila', una vez que así lo han solicitado la fiscal y el abogado de la joven a la que supuestamente agredió el 1 de enero. Las acusaciones pidieron que ingresara en la cárcel por miedo a que atacara a otra mujer y por riesgo de fuga.

El abogado de la acusación particular, Carlos Jesús Tovar, ya había solicitado la tarde del pasado lunes que el acusado fuera encarcelado. Ayer por la mañana el juzgado tomó declaración a la joven agredida el día 1, que volvió a indicar que José Luis A., el hombre de 40 años que violó a dos mujeres en Cáceres en el año 2002, fue quien le abordó el 1 de enero, cuando caminaba sola por una calle de la zona de la Plaza Marrón, la calle Hernández de Soto.

La Jueza decidió hacer entonces, inmediatamente, la pequeña vista necesaria para ver si ingresaba en prisión, ordenando su detención.

El arresto se produjo a las once de la mañana. Lo realizaron agentes de la brigada provincial de la Policía Judicial de Cáceres, que estaba manteniendo el control de esta persona de una manera continuada.

Una vez llevado ante la titular del Juzgado número 3, se hizo la vista en la que las acusaciones pidieron que fuera encarcelado hasta que tenga lugar el juicio por la supuesta agresión del día 1, mientras su abogada defensora pidió que siguiera en libertad.

La jueza decidió su ingreso en prisión, mientras se investiga el ataque que sufrió la joven el 1 de enero. Seguramente su abogada defensora recurra esa decisión y pedirá su puesta en libertad.

Ahora tendrán que declarar los testigos sobre la agresión ocurrida el 1 de enero, para calibrar la importancia de lo sucedido, sobre todo si lo que hizo fueron tocamientos o él quería llevarla a un portal en donde intentar violarla.

José Luis A. B., que nació en Cáceres el 25 de mayo de 1978, estuvo privado de libertad desde el 8 de marzo de 2002 hasta hace unos meses, cuando salió en libertad. Cumplió la condena de 15 años por dos violaciones cometidas en La Madrila (siete años por cada violación) y un año por pegar a una de las víctimas.

Al analizar la sentencia, hay cierto parecido en el inicio de aquellas agresiones de 2002 con la del pasado 1 de enero.

A la joven a la que violó el 10 de enero de 2002, la abordó por la espalda a las 7:40 horas cuando caminaba sola a la altura del número 5 de la avenida de Hernán Cortés. A la mujer que violó el 1 de febrero de 2002, la abordó a las 5:15, cuando estaba sola en la Plaza de Albatros. La joven del 1 de enero fue agredida alrededor de las seis de la mañana cuando estaba sola.

Su abogado defensor del año 2002 pidió que fuera condenado a un total de seis años de cárcel, alegando que había actuado condicionado por su gran consumo de drogas y por las vivencias traumáticas sufrida en su infancia, «al presenciar los malos tratos que su padre profería a su madre». La fiscalía solicitó 20 años de cárcel, y los abogados de las violadas un total de 27 años de cárcel.

El ponente de la sentencia, que le condenó a 15 años, fue el magistrado Juan Francisco Bote Saavedra que destacó «la gran valentía» que mostraron las víctimas al declarar contra su agresor en el juicio.

Más información