La cultura motera hace piña en Cáceres

Los participantes en la concentración hicieron una ruta por distintos puntos de la ciudad:: /LORENZO CORDERO
Los participantes en la concentración hicieron una ruta por distintos puntos de la ciudad:: / LORENZO CORDERO

Los Buitres Leonaos celebran su XIII concentración internacional en el Hípico | A pesar de la lluvia intermitente, que mermó las previsiones de esta cita, el espíritu se mantuvo en alto

Cristina Núñez
CRISTINA NÚÑEZCáceres

El tiempo de ayer no fue espectacular, ni siquiera bueno, pero el espíritu motero sacó músculo y se consiguió disfrutar del ambiente pese a la lluvia. Los motores resonaron por toda la ciudad y era fácil encontrarse motos de esas dignas de admirar. Unas 800 personas participaron ayer en la tercera jornada de la concentración internacional de Buitres Leonaos, que se celebra hasta hoy en el Hípico. Melenas muy respetables atadas con pañuelos, barbas, chalecos de cuero cargados de insignias, mucho pantalón de camuflaje y botas duras conformaban el atavío de los participantes en esa cita. Decididamente, han nacido para ser libres.

Al frente de esta gran reunión en la que moteros de toda España y países como Portugal y Francia conviven está Miguel Ángel Rubio, presidente de los Buitres Leonaos. Ayer, después de la comida colectiva aseguraba que el ambiente lluvioso había restado participación. «Teníamos pensado pasar de las 1.000 motos y habrá en torno a 600 ahora mismo, con una participación de unos 800 moteros, además de la gente que venga a los conciertos». Desde el jueves hasta anoche se han celebrado mini-festivales en el recinto Hípico con varios grupos, a los que se acercó el público en general.

LORENZO CORDERO

Haciendo un análisis sobre la evolución de esta concentración a lo largo de estos 13 años Rubio señala que «estos dos últimos años hemos tenido muy mala suerte porque nos ha llovido por toda España y los moteros no vamos protegidos, nos cae el agua encima, hay gente que se echa para adelante y viene y otra que dice que no está el tiempo para moverse de casa».

Red Madre entregó a esta agrupación un diploma por su colaboración en una recogida de potitos

En ediciones en las que el tiempo ha acompañado se ha llegado a la participación de hasta 1.200 motos. «Intentamos que todo siga saliendo bien, aunque el tiempo desanima, porque es un esfuerzo importante a todos los niveles», razona Rubio. «Pero estamos contentos, la gente se lo está pasando bien y nos están felicitando». El plato fuerte de anoche era la mítica banda Obús, liderada por el carismático 'Fortu' Sánchez. Dedo Corazón, Salvaje Tren, Kapitán Memo y un dj completaban el menú musical. A lo largo del día además de una ruta por Cáceres y la comida colectiva hubo juegos y concursos tradicionales y la elección del mejor tatuaje, otro de los elementos que no puede faltar a cualquier motero de pro.

Solidarios

Pese a ese aspecto duro de los aficionados a las motos, bajo el cuero y los remaches parece haber corazones sensibles y muy comprometidos con su entorno. Los Buitres Leonaos recibieron ayer un diploma de Red Madre. «Los moteros llevamos el lema de la solidaridad, tenemos que ser solidarios no solo entre el colectivo, sino también con los demás, nosotros, si podemos, colaboramos con cualquiera que nos lo pida». En junio la asociación Red Madre, que trabaja para proporcionar recursos a madres en situación de riesgo económico les comentó que tenían escasez de potitos. «Hicimos el llamamiento y nos han estado mandando». Según los datos que proporciona Red Madre se han recogido 850 potitos que ya se han entregado a familias con necesidades, pero el trabajo continúa.

También son muy activistas con la donación de sangre, y el pasado mes de junio recibieron una distinción nacional otorgada por la Federación Española de Donantes de Sangre (Fedsang). Se valoraban así el hecho de que los integrantes de este club colabore con la Hermandad de Donantes de Sangre de Cáceres y participe en todas sus campañas.

Arriba, Red Madre entregó un diploma a Buitres Leonaos por su participación en una recogida de potitos.

Actualmente una cincuentena de moteros forman parte de Buitres Leonaos. Además de la gente de Cáceres forman parte personas de otras provincias. «Hay gente en Valladolid, en Suances (Cantabria)...».

Entre el público que ocupaba ayer el recinto hípico se encontraba un grupo que había llegado de Albacete y Valencia. En ambos casos era la primera vez que se habían acercado a esta concentración. «Hemos venido por la ciudad, para hacer turismo, y también por ver cómo funcionaba esta concentración», detallaba Manoli Navarro junto a su grupo de hombres y mujeres de mediana edad. En su caso se alojan en un hotel para estar cómodos y dormir bien. Afrontar el viaje de vuelta en buenas condiciones es necesario para hacer el trayecto sin problemas. A pesar del escollo de la lluvia, el ambiente les estaba gustando. «Es mejor que no haya demasiada gente, porque sino es muy agobiante», explicaba Manoli.

La fiesta de los moteros continúa hoy. Habrá desayuno comunitario en el recinto Hípico y una ruta hasta la localidad de Serradilla. Después de la comida se entregarán los premios. Y luego, carretera y manta, sobre dos ruedas.