Cinco detenidos y 700 plantas intervenidas tras desmantelar la primera nave de marihuana en Cáceres

Agentes llenando un gran saco con plantas de cannabis que estaban en la nave del fondo./Lorenzo Cordero
Agentes llenando un gran saco con plantas de cannabis que estaban en la nave del fondo. / Lorenzo Cordero

Los cinco detenidos son españoles y todavía puede haber más arrestos al seguir abierta la operación policial

Sergio Lorenzo
SERGIO LORENZOCáceres

Los que han visto el interior de la nave de la Charca Musia dedicada a plantación de marihuana aseguran que nunca se ha visto una cosa igual en la ciudad de Cáceres: Más de 700 plantas de cánnabis, la mayoría de gran tamaño, fuertemente iluminadas con focos en el techo para potenciar el crecimiento.

Plantaciones similares se han descubierto en parajes medio abandonados en pueblos de la provincia, pero no en la capital. Lo más parecido y cerca de la ciudad lo encontró la Policía Nacional en las minas de Valdeflores, a unos tres kilómetros de Cáceres, en el año 2014.

Más información

Esa plantación se desmanteló en noviembre de 2014, cuando agentes del Cuerpo Nacional de Policía detuvieron a doce personas. Estupefacientes de Cáceres terminó con un grupo perfectamente estructurado, en donde había un jefe que aportaba el dinero para la compra de equipos de cultivo de interior de marihuana y para alquilar naves, mientras que otros miembros estaban en un segundo nivel organizando el cultivo y la distribución de la droga, y otros se dedicaban a la venta a consumidores. Este grupo también vendía cocaína. Hace unos meses los miembros de esta banda fueron juzgados por la Audiencia Provincial de Cáceres y condenados.

La Policía Nacional aún no ofrece información sobre el desmantelamiento de la primera gran nave de 'maría' de Cáceres, ya que la operación aún está abierta.

Según ha podido saber el Diario HOY, los cinco detenidos fueron sorprendidos de madrugada por agentes de la Policía Nacional de Cáceres, tras haber sido vigilados por el Grupo de Estupefacientes de la Comisaría Provincial.

La tarde del miércoles fueron llevados a la nave de la calle Mar de Aral, que está casi enfrente de una fábrica de hielos, y allí se realizó el registro. Los agentes llenaron enormes contenedores de tela con las plantas de cánnabis encontradas en el interior de la nave, llevándose las instalaciones montadas para dar luz y calor a las plantas. Se ha confirmado que las instalaciones estaban conectadas de manera ilegal con la toma de luz de la calle.

Hay cuatro hombres detenidos y una mujer.
Hay cuatro hombres detenidos y una mujer. / Lorenzo Cordero

De los cinco detenidos, cuatro son hombres y una es una mujer. Todos ellos son españoles con relación con la provincia de Badajoz y la zona de Moraleja y Coria. Seguramente pasarán este viernes a disposición judicial. Quien realiza la investigación es la titular del Juzgado de Instrucción número 7 de Cáceres.

Dado que la operación policial sigue abierta, no se descarta que haya más detenciones y más registros en viviendas.

Inseguridad en Charca Musia

Esta operación policial ha dado más sensación de inseguridad sobre la zona de la Charca Musia, un lugar en donde además de empresas hay casas habitadas y es una zona difícil de vigilar.

Hay quien recuerda ahora lo que ocurrió en este lugar en el año 2010, cuando llegaron a venir hasta los GEOS (Grupo Especial de Operaciones de la Policía Nacional) para entrar en una nave de la calle Océano Ártico y detener a seis miembros de una familia acusada de matar a una mujer a sangre fría en Madrid.

La familia llevaba escondida en una nave dos meses. Cuando fueron detenidos tenían dos pistolas y dos escopetas, una de ellas con los cañones recortados.