Alzapiernas retoma los trabajos tras el visto bueno arqueológico de la Junta

Operarios en la obra de Alzapiernas por la mañana. :: l. cordero/
Operarios en la obra de Alzapiernas por la mañana. :: l. cordero

El proyecto para instalar unas escaleras mecánicas con un presupuesto de 414.000 euros estaba parado desde hace días

M. M. N.

Hosteleros, comerciantes y vecinos de Moret y Galarza respira un poco más tranquillos desde ayer. La vuelta de los operarios a la acción fue la principal novedad en el desarrollo de los trabajos en Alzapiernas. El proyecto para instalar unas escaleras mecánicas con un presupuesto de 414.000 euros estaba parado desde hace días, más de una semana venían denunciando.

La explicación, como ya informó HOY, tiene que ver con la aparición de un antiguo colector cuya presencia fue puesta de manifiesto durante el seguimiento arqueológico. Desde la Junta de Extremadura se dieron las instrucciones pertinentes para que dicho elemento fuese supervisado y una vez comprobado que carecía de un valor patrimonial y cultural suficiente, como se creía, poder retomar la obra.

Con el visto bueno arqueológico de Cultura, la empresa G10 ya pudo volver ayer sobre el terreno. Se vieron más operarios y profesionales que nunca con actividad y movimiento. Es justo lo que venían reclamando de forma reiterada los negocios. La obra está generando controversia no solo por la falta de consenso que existe sino también por los contratiempos que está produciendo a los empresarios.

 

Fotos

Vídeos