Alcántara confirmará mañana a Salaya que Cs no entrará en su Gobierno

Alcántara (Cs) y Salaya (PSOE) se abrazan tras la investidura en presencia de Bohigas (Cs). /L. Cordero
Alcántara (Cs) y Salaya (PSOE) se abrazan tras la investidura en presencia de Bohigas (Cs). / L. Cordero

El candidato de la formación naranja admite que no le gusta la fórmula de turnarse en el puesto de alcalde y lo considera «una cierta extravagancia»

Manuel M. Núñez
MANUEL M. NÚÑEZCáceres

Francisco Alcántara se reunirá mañana con Luis Salaya en el turno de entrevistas que abre el alcalde con los portavoces de la oposición. Estaba previsto que las primeras se celebrasen ayer, pero finalmente se trasladan al jueves. El candidato de Ciudadanos (Cs) confirmará que su partido no tiene previsto entrar en el Gobierno de coalición que propone el PSOE, la fórmula ideal, según el propio alcalde. Alcántara ya le dejó entrever a Salaya el pasado lunes que pasa a formar parte de la oposición. Sin embargo, en la entrevista que concedió a HOY ese mismo día el regidor socialista avanzó que no quería cerrar su Ejecutivo antes de hablar personalmente con el propio Alcántara. De hecho, insistió en que Cs tiene «abierta» la puerta de su Gobierno si decide integrarse en el mismo. No es esa la idea que, por ahora, manejan en el grupo municipal de Cs ni en la dirección regional de la formación naranja. A medio plazo no se descarta ningún escenario, pero a día de hoy, se apunta, su lugar natural es la oposición.

Más información

«Espero no tener que estar confirmando lo mismo cada día. Hemos dicho que pasamos a la oposición y eso es lo que vamos a hacer. Estaremos vigilantes para que el Gobierno cumpla sus compromisos y aquellas cuestiones que forman parte del programa de Ciudadanos», refrenda Alcántara. Sobre si puede haber sorpresas en ese encuentro previsto para mañana, también se muestra claro. «Nuestra posición es la misma. Hemos vuelto a ratificar esa postura. Es lo más coherente», incide.

Cs anuncia una oposición constructiva y en la que se estará muy pendiente de que el Ejecutivo sea cumplidor con esas medidas de dinamización económica y empresarial que requiere Cáceres. Será una oposición dura, anuncia Alcántara, pero a la vez leal y en busca de la necesaria estabilidad que requiere la institución.

Sin embargo, no está tan claro lo que vaya a pasar a medio plazo. «Una cualidad básica en la gestión de la empresa para ser competitiva es la flexibilidad. Y vamos a ser flexibles. Pero si dentro de seis meses el Ayuntamiento es ingobernable, nos veremos obligados a actuar». Alcántara considera prematuro entrar en detalles al respecto, aunque admite que implicaría tomar decisiones como exigir la entrada de Cs en el Gobierno o incluso avalar una posible moción de censura. Por ahora solo son hipótesis, matiza. No en vano, destaca el «talante de diálogo y abierto a la colaboración con los demás grupos» que Salaya mostró en esa entrevista con HOY.

2+2 en la Alcaldía

El número 1 de Cs en Cáceres sostiene, a su vez, que el PP ha desvirtuado el mensaje en relación a lo ocurrido en las negociaciones de última hora entre partidos para la investidura o la formación de Gobierno. En este sentido, cree que algunas críticas se repiten «de forma exagerada», sin tener en cuenta que los populares han perdido el Ayuntamiento «por tener solo siete concejales, no por culpa de Ciudadanos». También niega que se produjesen discrepancias relacionadas con el reparto de cargos o que esa fuese la razón última de que no hubiese acuerdo final con PP ni PSOE. El pasado sábado ya avanzó que la ausencia de Cs del Gobierno tanto con socialistas como populares se explica porque ninguno de los dos grandes partidos les ofrecía garantías para cumplir el programa.

«Es mentira que se haya producido un desacuerdo porque exigíamos sillones. Es intolerable que se diga eso. Recuerdo que no tenemos ningún sillón», refrenda en conversación con este diario Alcántara.

Tampoco elude pronunciarse sobre la opción planteada de que Cs y el PP se turnasen en la Alcaldía por periodos de dos años. Esa idea vino de Madrid y en el grupo local de Cs se apostó más bien por un acuerdo con el PSOE que no se concretó. Francisco Alcántara ha venido diciendo que turnarse en el puesto de alcalde es poco operativo para la gestión municipal. Ayer lo corroboraba:«No me gusta el 2+2. No me parece coherente con el principio de estabilidad. Es una cierta extravagancia», resume.

Mateos explicará hoy cómo se negó a trocear la Alcaldía

No quiso ser alcalde dos años, resistió las presiones y optó por quedarse en la oposición. Es la versión que defiende el PP en relación a la propuesta que planteaba trocear la Alcaldía de Cáceres en la línea de lo que ha sucedido en otras capitales de provincia como Badajoz. Hoy detallará los aspectos de esa negociación y los términos en los que esta se desarrolló Rafael Mateos, que no consideró lógico ceder el bastón de mando ni siquiera dos años a la tercera fuerza política de la capital, Ciudadanos. Mateos ha convocado rueda de prensa.

Por otra parte, el concejal de Vox, Teófilo Amores, al hilo de la entrevista publicada por HOY con Luis Salaya, se pronunció en las redes sociales:«Habrá que dejarle tiempo. Cualquiera que llegue al cargo de nuevas se lo merece. Nuestro alcalde también», incidió en un voto de confianza,