El alcalde de Cáceres anuncia una política inflexible sobre la ocupación ilegal de viviendas

Imagen de archivo de Luis Salaya. /
Imagen de archivo de Luis Salaya.

Insta a aquellos que tengan problemas para acceder a una vivienda a que se ponga en contacto con los Servicios Sociales del Ayuntamiento

EUROPA PRESS

Una política inflexible respecto a la ocupación ilegal de viviendas en la ciudad. Es el anuncio del alcalde, Luis Salaya, respecto a la concentración de anoche de los vecinos de Cáceres el Viejo para echar a dos familias de okupas del barrio. Asimismo, el regidor ha pedido «tranquilidad» en este asunto, según recoge una nota enviada por el Ayuntamiento.

En el escrito, el Consistorio informa de que en la noche de este pasado domingo, ante el conocimiento de que decenas de vecinos y vecinas de Cáceres el Viejo se estaban manifestando en la calle Los Geranios porque varias personas habían ocupado dos casas de manera «ilegal», se enviaron varias dotaciones de la Policía Local.

Además, se pidió al subdelegado del Gobierno que reforzara con Policía Nacional esta acción, «aunque ya se encontraban allí varios agentes vestidos de paisano evitando altercados mayores».

En este sentido, el consistorio añade que «en estos momentos continúa el dispositivo especial de la Policía para tranquilidad del vecindario».

También, incide en que el alcalde, Luis Salaya, ya se ha puesto en contacto con el presidente de la Asociación de Vecinos, Raúl Pérez, y este lunes también con la empresa propietaria, que «es la que tiene que interponer la denuncia correspondiente para comenzar el trámite de desahucio».

El ayuntamiento, según Salaya, va a ser «inflexible» ante la ocupación ilegal de viviendas en la ciudad y a poner «todos los medios al alcance contra los profesionales de la ocupación, mafias que nada tienen que ver con la ciudadanía cacereña». Asimismo, e insta a que si alguien tiene «verdaderos problemas para acceder a una vivienda» que se ponga en contacto con los Servicios Sociales del Ayuntamiento de Cáceres.

«Pedimos a la ciudadanía que mantenga la calma y confíe en la resolución de este asunto por parte de las autoridades locales, fuerzas y cuerpos de seguridad y, en última instancia el órgano judicial competente al que se le dará traslado de todo lo actuado», ha señalado el primer edil.

Luis Salaya, además, ha llamado ya telefónicamente a todos los portavoces de la oposición para comunicarle esta situación e informar de cómo se está actuando y las acciones a desarrollar, añade el consistorio en la nota.