Elena Nevado será elegida alcaldesa tras el acuerdo alcanzado con Ciudadanos

L.CORDERO/
L.CORDERO

Se compromete a presentar el escrito de dimisión como senadora antes del sábado, aunque con fecha de entrada en vigor el 18 de junio

J. J. GONZÁLEZCáceres

Han sido necesarias tres reuniones y superar unas negociaciones duras que en algunos momentos parecían encallarse, pero al final ha habido acuerdo. Ciudadanos (C'S) permitirá al PP mantener el Gobierno de la capital cacereña. Elena Nevado tiene garantizada su elección como alcaldesa, por segundo mandato consecutivo. Los cuatro concejales de C'S se abstendrán en el pleno de investidura del próximo sábado, día 13. De esta manera, Nevado no conseguirá en primera votación ser elegida por mayoría absoluta, pero a continuación será proclamada alcaldesa al ser la candidata del partido más votado.

Pasadas las 7 de la tarde de ayer, tras apenas una hora de reunión entre los representantes del PP y DE C's, Elena Nevado anunció que se había llegado a un acuerdo, acompañada por el secretario regional y el presidente provincial de su partido, Fernando Manzano y Laureano León, respectivamente. Previamente habían estampado su firma en el documento que contiene el acuerdo entre ambas partes, conformado por 14 puntos, entre los que se recoge su dimisión como senadora. Deberá presentar la copia documental del escrito de renuncie que remita a la Cámara Alta antes del sábado, aunque la fecha para hacerse efectiva será el día 18 de junio.

Ciudadanos califica de "muy positivos" los acuerdos alcanzados con el PP

El coordinador de la agrupación de Ciudadanos (C's) de Cáceres, Cayetano Polo, ha calificado como "muy positivos" los resultados de las negociaciones de estos días que han concluido con un acuerdo con el PP para facilitar la investidura de Elena Nevado como alcaldesa de la ciudad en el Pleno del próximo sábado, día 13.

Así, la formación que lidera Albert Rivera, destaca que se ha conseguido que se asuman "todas" las medidas que planteaba en el documento de negociación de cara a la gestión del Ayuntamiento de Cáceres y la Alcaldía.

Desde la agrupación 'naranja' se han calificado las negociaciones, que,comenzaron inmediatamente después de las elecciones, como "intensas" y se recuerda que el acuerdo alcanzado permitirá la reelección como alcaldesa de Elena Nevado, gracias a la abstención de los cuatro concejales electos de Ciudadanos, pero reitera que no entrarán en el Gobierno que se constituya, tal y como han mantenido en todo momento, pues el acuerdo alcanzado es exclusivamente para la investidura del próximo sábado.

Así, según recuerda C's en nota de prensa, el documento suscrito conlleva la aceptación por parte de Nevado de las medidas "exigidas" por Ciudadanos para facilitar su investidura, medidas enfocadas principalmente a la regeneración democrática, transparencia y reactivación económica, ejes principales del programa de Ciudadanos, "cuyos concejales se mantendrán en la presente legislatura en la oposición, negociando y consensuando con el resto de partidos las medidas puntuales que resulten más adecuadas para la ciudad de Cáceres".

Entre las catorce medidas contempladas en dicho documento, que ya está publicado en redes sociales, destaca la renuncia inmediata de la alcaldesa en funciones a su cargo de senadora, la renuncia también a su servicio de escoltas, la reducción de cargos de libre designación y confianza del Ayuntamiento y la limitación de las dedicaciones exclusivas de los concejales y la realización de una auditoria externa a las cuentas del Ayuntamiento, entre otras medidas.

Era el principal obstáculo, la exigencia de dimisión como senadora, aunque ayer Elena Nevado matizó que esta condición no la ha considerado el principal «escollo» sino que entendía que era necesario abordar un pacto de manera global. «Nunca dije que no», afirmó para desmentir que ella haya mantenida una negativa a renunciar al Senado. Indicó que, en realidad, sólo quedan tres meses de legislatura y con el verano en medio, y que ella ya se había comprometido a no volver a ser candidata al Parlamento.

José Antonio Monago

En cualquier caso, esta condición se ha visualizado como el gran obstáculo y han sido necesarios pronunciamientos de los máximos dirigentes del PP en el sentido de que la dimisión se haría efectiva.

El propio presidente regional del PP, José Antonio Monago, se desplazó ayer a Cáceres para estar al tanto del pacto, aunque no participó personalmente en las conversaciones con Ciudadanos.

Sobre su reticencia a cumplir esta condición y los rumores que apuntaban la posibilidad de que ella renunciara al Ayuntamiento para continuar en el Parlamento y dejar paso a que fuese Laureano León el candidato a alcalde, Elena Nevado negó que se haya planteado esa posibilidad en algún momento más allá de «rumores a los que no hay que dar ninguna importancia». Preguntada por la posibilidad de que se haya planteado también ser alcaldesa, para en los próximos meses dimitir y facilitar que Laureano León ocupe este puesto, insistió en que su compromiso es seguir en el cargo municipal y negó cualquier otra opción: «lo digo con rotundidad».

El acuerdo ha sido posible al aceptar el PP las condiciones exigidas por C's, contenidas en un documento de 9 puntos, aunque finalmente el pacto se compone de un total de 14, con el añadido de las propuestas del PP, hasta siete.

El primer punto hace referencia a la dimisión como senadora y el segundo y el tercero al número de concejales liberados y al personal de confianza. Estos tres apartados han sido, desde que se iniciaron las negociaciones los que más problemas originaban por las reticencias iniciales del PP. C's quería que en el Gobierno sólo hubiera dos concejales con sueldo más la alcaldesa y que cada uno de los tres grupos de la oposición (C's, PSOE y CáceresTú) puedan contar con un concejal con media liberación. Finalmente, el PP ha conseguido que en el Gobierno haya un edil más con dedicación exclusiva: tres más la alcaldesa.

Sobre el personal de confianza, el PP ha conseguido mantener al menos dos contratados de libre designación: su jefa de gabinete y su jefe de prensa, aunque renunciará a tener policías locales de escolta personal.

El pacto también contempla que la Junta de Gobierno incorpore a cinco concejales de distrito, incluida la alcaldesa, además de cuatro ediles como responsables de las principales áreas.

«Pacto de investidura»

Elena Nevado señaló que se trata de un «pacto de investidura», es decir para garantizar su elección como alcaldesa, pero confía en la «lealtad» de Ciudadanos en el sentido de que colaboren para garantizar la estabilidad y la gobernabilidad de la ciudad. En este sentido, negó que en las negociaciones se haya referencia a garantías para que Ciudadanos no impulse una moción de censura. Sobre esta posibilidad, Cayetano Polo también negó que se haya hablado de ello y que es una posibilidad que existe en todos los ayuntamientos, «pero la mayor garantía de estabilidad será el trabajo que haga el equipo de Gobierno».

Polo recordó ayer que su partido optó desde el principio, a la vista de los resultados electorales, por no entrar a formar parte de ningún Gobierno sino tan sólo llegar a un pacto para la sesión de investidura. «Es un ejercicio de salud público», dijo para justificar el rechazo a formar parte del Gobierno municipal: «No queremos cambiar sillones», resaltó para añadir a continuación que lo importante es que en la nueva Corporación se hará necesario el consenso entre los grupos porque el Gobierno está en minoría.

Ciudadanos trabajará en la oposición y aunque se compromete con el PP sobre los puntos del acuerdo, no descarta converger con el resto de los grupos de la oposición en el día a día para determinadas materias. «El Ayuntamiento deja de estar en manos de un solo grupo y pasa a estar en manos de cuatro», indicó. En el un escenario de convergencia de los tres grupos de la oposición, estos suman más votos que el PP, que tiene 11. El PSOE tiene 8, C's cuatro y CáceresTú, dos. «Lo más importante es que se abran las puertas y ventanas del Ayuntamiento», subrayó Cayetano Polo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos