El marido de la joven muerta en Cáceres está acusado de homicidio

Jesús Jiménez, presunto autor de la muerte de su mujer, Tamara Simón./
Jesús Jiménez, presunto autor de la muerte de su mujer, Tamara Simón.

Jesús Jiménez llevaba poco tiempo casado con Tamara, la mujer de 23 años que ayer perdió la vida tras caer de un coche en marcha en la A-66

SERGIO LORENZOCáceres

Tamara Simón Barrut, una joven de 23 años, falleció ayer en en Cáceres tras haber sido, presuntamente, arrojada de un vehículo en marcha cuando circulaba por la Autovía de la Plata (A-66), a la altura de Cáceres. El presunto autor de los hechos es su esposo, Jesús Jiménez, un joven de 24 años y de etnia gitana, como la fallecida. Está acusado de un delito de homicidio, ha confirmado a HOY la Delegación del Gobierno en Extremadura.

MÁS INFORMACIÓN

Los hechos tuvieron lugar en torno a las 16.30 horas en el kilómetro 555, en el carril de incorporación a la autovía desde la Ex-100, en sentido Sevilla, a la altura de Aldea Moret.

La mujer iba sentada en el asiento del copiloto cuando cayó a la vía por causas que aún se desconocen. Los sanitarios que la atendieron la trasladaron al hospital San Pedro de Alcántara en estado muy grave con un golpe en la nuca. Poco después fallecía en el centro hospitalario.

Jesús fue detenido horas después del suceso en la carretera, y trasladado posteriormente a la Comandancia de la Guardia Civil en Cáceres. se encuentra custodiado en los calabozos y pasará a disposición del Juzgado de Instrucción número 6 de la capital cacereña, que tramita los asuntos de violencia de género, previsiblemente este próximo viernes, según detalla Europa Press.

El presunto agresor es vecino de Madrid y se dedicaba a la venta ambulante junto a su esposa muerta. De momento permanece en la Comandancia de la Guardia Civil, a la espera de pasar a disposición del Juzgado nº 6 de Cáceres. La Delegación del Gobierno en Extremadura ha confirmado que a pesar de que el juzgado de guardia en el momento de los hechos era el número 1, se ha decidido enviarlo al número 6 por tratarse "de un posible caso de violencia de género".

El matrimonio vivía en Madrid y llevaba poco tiempo casado. Tenían un bebé de un año y medio, según han confirmado a HOY familiares de la víctima. Al parecer volvían a Navalmoral, donde reside la madre de la fallecida, después de haber estado vendiendo con su puesto de zapatillas en el mercadillo de los miércoles de Cáceres.

A lo largo del día se llevará a cabo la autopsia en el Instituto de Medicina Legal de Cáceres, junto al cementerio. Allí esperan numerosos familiares de la mujer. Hasta este lugar se han desplazado varias dotaciones de la Policía Nacional.

Los restos mortales se trasladarán posteriormente a Navalmoral para su sepelio, dado que la joven procedía de allí.