El SES retoma la obra del hospital y adjudica el proyecto para concluirla

Recreación del nuevo hospital de Cáceres que la empresa Árgola tiene en su página web. :: hoy/
Recreación del nuevo hospital de Cáceres que la empresa Árgola tiene en su página web. :: hoy

La empresa madrileña Árgola Arquitectos ya participó en el diseño inicial y ahora se ocupará de planificar el 10 por ciento que falta para terminar la primera fase

MANUEL M. NÚÑEZ

Primer paso para que se reanude la obra del nuevo hospital de Cáceres. Tras dos años sin apenas movimiento y después de que la Junta de Extremadura decidiese rescindir el contrato con la constructora, ya se conoce el nombre de la empresa que se ocupara del proyecto de ejecución para concluir la primera fase. Se trata del estudio madrileño de arquitectura Árgola, cuyo socio fundador y presidente consejero, Luis González Sterling, ya redactó el proyecto inicial del hospital en 2006.

En los trabajos también participaron Euroestudios SL y Andrés Perea Ortega. Ahora Árgola Arquitectos deberá planificar entre el nueve y diez por ciento que falta para concluir los trabajos que habían quedado interrumpidos. A continuación el Servicio Extremeño de Salud (SES) deberá sacar a concurso la propia obra, para la que ya se han reservado 15 millones de euros en los presupuestos regionales de 2015.

En los próximos 15 días deberá firmarse el contrato entre la administración y Árgola Arquitectos, Planeamiento Urbano, Arquitectura e Ingeniería S. L. P. Esa es la denominación de la firma que se ocupará del 'proyecto de ejecución de terminación de la fase I de las obras del nuevo hospital de Cáceres', tal y como figura en la propia resolución. La adjudicación fue firmada el pasado lunes día 1 de diciembre por el secretario general del Servicio Extremeño de Salud, César Santos Hidalgo. El importe del contrato es de 53.900 euros, a los que se suma el 21 por ciento de IVA correspondiente (11.319 euros).

Procedimiento negociado sin publicidad. Esa es la modalidad que ha elegido el SES para retomar un proyecto que había encallado y sobre el que el propio consejero de Salud, Luis Alfonso Hernández Carrón, confesó en marzo que no existían plazos firmes en el horizonte. Faltaba el dinero para terminar la obra y además había que resolver el contencioso judicial con la constructora. La UTE formada por Placonsa, Joca y FCC recurrió la resolución del contrato.

No obstante, en los últimos tres meses ha habido varias noticias positivas. La primera fue la inclusión en los presupuestos del próximo ejercicio de una partida de 15 millones de euros para concluir la primera fase. Además, en octubre, el SES encargó una auditoría a una empresa especializada para comprobar el estado real en el que se encuentran las instalaciones tras dos años de parón. Vorsevi, que ya se adjudicó en 2007 el contrato de control de calidad, deberá tener listo en las próximas semanas el documento.

En una pieza separada del contencioso abierto en los tribunales por la UTE y el SES, el pasado 25 de septiembre el juez dio luz verde para sacar de nuevo a concurso las obras. En un auto judicial se negaba la suspensión cautelar del proceso abierto que pedían las empresas hasta que los tribunales resolviesen sobre la rescisión del contrato.

El magistrado entendía que no quedaba acreditado que continuar con el proceso provocase daños a la constructora y que además ésta podría ser indemnizada en caso de que finalmente se le diese la razón. El «interés público» fue uno de los argumentos utilizados por el juez, que advertía: «Lo que está en juego es la pronta puesta en funcionamiento de servicios sanitarios».

En esa dirección se sitúa la adjudicación del proyecto de ejecución para finalizar la primera fase a Árgola. No hay dudas de que conoce el terreno que pisa. Luis González Sterling, arquitecto con 38 años de experiencia, es su socio fundador y ya participó en la redacción del proyecto inicial.

El hospital de Cáceres «supone una importante innovación», resalta Árgola en su página web. «Será impactante. No hay otro similar en España», decía Sterling en 2009. Cinco años después sigue la espera. HOY contactó el martes con la Junta de Extremadura para conocer plazos y previsiones sobre el proceso, pero no ha habido respuesta.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos