Fragoso pide que no se utilice a los ciudadanos de Badajoz como rehenes en la huelga de limpieza

Francisco Javier Fragoso/HOY
Francisco Javier Fragoso / HOY

El regidor critica los actos vandálicos de la pasada noche y quiere que empresa y trabajadores hagan un esfuerzo para llegar a un acuerdo

EUROPA PRESS

El alcalde de Badajoz, Francisco Javier Fragoso, ha pedido a la empresa FCC, concesionaria del servicio de limpieza de la ciudad, y a sus trabajadores, que están en huelga indefinida desde este martes, que «hagan un esfuerzo en llegar a acuerdo», al tiempo que ha criticado «aquellos hechos que superan lo que es el derecho a la huelga», como la quema o volcado de contenedores.

«Como alcalde lo primero que quiero transmitir es mi absoluto respeto a todas aquellas medidas que en el ámbito de su derecho los trabajadores quieran ejercer para esa negociación», ha dicho Fragoso, que ha hecho «un llamamiento expreso a empresa y a trabajadores para que hagan un esfuerzo en llegar a acuerdo», puesto que «todos tienen que poner de su parte».

«También denunciar aquellos hechos que superan lo que es el derecho a la huelga; yo creo que hay determinados actos vandálicos como los ocurridos esta noche como la quema de algún contenedor, con el volcado de otros cuantos para que no se puedan recoger, que creo que confunden algunos de los principios que deben llevar a cabo el devenir de estas jornadas de huelga», ha criticado el regidor a preguntas de los periodistas por dicha huelga.

A este respecto, ha sostenido que «no se puede aspirar a utilizar a los ciudadanos de Badajoz y a la ciudad como rehenes en el ejercicio de los propios derechos de uno» y que la huelga «debe ser contra la empresa», de manera que «quien la debe sufrir es la empresa» que, según ha explicado, «dejará de cobrar todos aquellos servicios que no va a prestar estos días y por tanto perderá ese beneficio industrial».

No obstante, ha dicho que «no se debe querer llegar a un paso más» y «que sean los rehenes los ciudadanos» que «no tienen la culpa en la negociación», acerca de la cual ha apuntado que, como alcalde, no quiere manifestar cuál de las partes puede «intuir que está más cerca o más lejos del sentido común y de la sensatez».

«Como alcalde lo que debo exigir es que empresa y trabajadores no se levanten de una mesa hasta que no consigan llegar a un acuerdo, también es verdad que yo exigiré el cumplimiento de los servicios mínimos y por tanto de los derechos que tiene la ciudad a que se le cumpla un servicio esencial como es el de recogida de residuos y limpieza de la propia ciudad», ha expuesto Fragoso, que ha mostrado su «esperanza en que esto evidentemente acabe pronto».

Servicios mínimos

Acerca de los servicios mínimos y que sean considerados «abusivos» por los trabajadores, que no descartan denunciarlos, el regidor ha abundado en que «también están en todo su derecho» pero que él entiende que «son los que corresponden a un servicio que es esencial» y que son los «mismos» servicios mínimos que se ha marcado «siempre» que ha habido una huelga de este sector y, en concreto, los «mismos» que el pasado año.

Así, ha defendido que cerca de un 20 por ciento de la plantilla en servicios mínimos no le «parece que sea exagerado» cuando «hay elementos de salud pública» o «salubridad que hacen de este servicio un servicio esencial».

«No me parece exagerado pero, repito, respeto los criterios que puedan tener, no respeto a los que echan silicona a la cerradura, no respeto a los que queman contenedores y no respeto a los que deciden volcarlos para que la ciudad intente ser rehén de sus propios intereses», ha insistido.

Interpelado por si la huelga coincide con la Feria de San Juan, Francisco Javier Fragoso ha dicho que desde el ayuntamiento cumplirán de forma «estricta» los elementos que tenga y que «todos aquellos instrumentos que estén en la mano del alcalde para que se pueda cumplir los niveles mínimos de salubridad» lo harán.

De igual modo, ha tildado de «error» que se comparen un contrato de trabajo con otro que haya en otro lado de España «porque las condiciones de la adjudicación del contrato de trabajo no son las mismas» y en Mérida «por ejemplo es posible que paguen más a los trabajadores, pero también es verdad que hay barrios que nada más que se limpian dos veces o tres por semana».

«Por lo tanto hay menos gente trabajando y a lo mejor la masa salarial se la pueden repartir entre menos», ha apuntado, para agregar que en Badajoz se decidió que se limpiara y se barrieran todos los barrios, «con lo cual a lo mejor esto conlleva que tenga que haber más gente trabajando».

Actos vandálicos

Sobre este tema también ha sido preguntada en una rueda de prensa posterior la portavoz del equipo de gobierno del ayuntamiento, María José Solana, quien ha precisado que los servicios mínimos «se están cumpliendo» y «han trabajado sin problema», a la vez que ha considerado que es «grave» y no tiene «nada que ver» con una negociación sindical o de empresa los hechos sucedidos en la pasada noche como que las cerraduras de «todos» los «cuartelillos» de limpieza viaria hayan aparecido con silicona.

«Que se hayan tirado al suelo todos los contenedores de carga lateral para que no se puedan levantar, que se hayan volcado contenedores y se haya dispersado la basura en algunos de los contenedores que hay en la ciudad o que haya habido una concentración importante de trabajadores a la hora de la salida de los servicios mínimos no sé qué tiene que ver con una reivindicación ni tiene nada que ver con una actuación sindical», ha expuesto.

Así, ha confiado en que hayan sido «cuestiones absolutamente puntuales» y que «no vuelvan a producirse», al tiempo que ha afirmado que respeta el principio constitucional de derecho a la huelga y que «el marco de los servicios mínimos ha sido más bien laxo en el planteamiento sin acudir al máximo que teníamos permitido». «Espero y estoy convencida de que esto es una excepción y no se va a volver a producir», ha dicho sobre los mencionados hechos.

Finalmente y en relación a la coincidencia de la huelga con la Feria de San Juan, Solana ha adelantado que este año no se van a levantar los veladores del Casco Antiguo como sucedía hasta ahora a las 20.30 horas para permitir su limpieza y ha explicado al respecto que la limpieza será en el horario «habitual» de la zona y que «no era necesario», dado que «se ha visto que la Feria de Día no requería» esa «infraestructura y a lo mejor esas molestias tanto para el hostelero como para el cliente».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos