Fragoso reclama al Ejército el control del cierre perimetral de Badajoz

El alcalde pide un 'autoconfinamiento' a los pacenses y que se queden en casa el mayor tiempo posible para no contagiarse y evitar que el cierre de negocios se prorrogue de nuevo

Francisco Fragoso, en la rueda de prensa de esta mañana. /HOY
Francisco Fragoso, en la rueda de prensa de esta mañana. / HOY
Rocío Romero
ROCÍO ROMERO Badajoz

Quedarse en casa todo el tiempo que sea posible. Es el llamamiento que hace el alcalde, Francisco Fragoso, a todos los pacenses. Esa es la única manera de evitar contagios y echarle el freno a un virus que «está desbocado en Extremadura y en la ciudad». Pide hacerlo por uno mismo y, también, por solidaridad. El cierre de bares y tiendas pone en riesgo el trabajo de 10.0000 familias en la ciudad y, si la curva sigue creciendo, la prohibición de abrir se podría prolongar.

Por este motivo pide a todos los ciudadanos «que estén en casa el mayor tiempo posible y que solo salgan para lo imprescindible». También reclama que no se usen causas justificadas como excusa para abandonar los domicilios. «Es decir, si uno tiene que ir a la farmacia puede hacerlo, pero no usar la farmacia como excusa para otra cosa». El alcalde ha subrayado las intervenciones que ha tenido que hacer la Policía Local en los últimos días en áreas de servicio. Estas están abiertas para atender a transportistas, pero se han encontrado con clientes que no lo son, lo que ha obligado a precintar esas instalaciones.

El Ayuntamiento, según ha anunciado el alcalde, pondrá en marcha una nueva línea de ayudas a los autónomos por un importe global de 1,5 millones de euros. Esta convocatoria será simplificada y su objetivo es ayudar a los negocios a sobrevivir mientras dure esta nueva ola de la infección.

El alcalde, además, pide a la Junta que reclame al Ejército que controle el cierre perimetral del término municipal. Ha recordado que es uno de los mayores de España y que no existen efectivos suficientes ni de Policía Local ni de la Guardia Civil para poder controlar los 21.140 kilómetros cuadrados que mide. Sin embargo, en la ciudad existe una importante población militar que, según él, podrían controlar mejor los límites de la ciudad.

Aunque, eso sí, cree que el cierre perimetral decretado por la Junta de Extremadura no es una medida adecuada. A su juicio, con tiendas y bares cerrados, solo acudirán a la ciudad de Badajoz aquellos que vienen a trabajar, estudiar o al médico. Es decir, por causas justificadas. Según sus cifras, el cierre del término municipal solo reducirá el uno o el dos por ciento la movilidad en la ciudad.

Desde el inicio de la crisis, Fragoso ha sido poco crítico con la Junta de Extremadura y se ha mostrado siempre a favor de ser restrictivo. Sin embargo, esta mañana ha mostrado dudas con la gestión regional. Ha dicho que echa de menos que se tengan en cuenta a voces autorizadas, y ha citado expresamente al infectólogo Agustín Muñoz Sanz, que es profesor de Medicina en la UEx. «Echo de menos voces de prestigio que aporten luz», ha dicho.

Además, Fragoso pide a la Junta que adelante el toque de queda para los menores de 16 años. En lugar de las 22 horas, que es la hora establecida para los ciudadanos, cree que los adolescentes deberían estar en casa antes. Sobre todo, de cara al fin de semana. Esta es una medida que no puede adoptar un alcalde, como se ha visto esta semana en la localidad de Cristina.