El Estado tendrá que pagar a un conductor por un accidente causado por un vertido en Badajoz

La mancha del vertido diez horas después del accidente y la página de HOY referida en la información. :: hoy/
La mancha del vertido diez horas después del accidente y la página de HOY referida en la información. :: hoy

El 24 de enero de 2018 hubo, al menos, dos percances en la rotonda de Hierros Díaz por aceite en la calzada

ROCÍO ROMERO BADAJOZ.

La Administración general del Estado tendrá que pagar a un conductor por los daños que sufrió su vehículo al salirse de la rotonda por la que circulaba debido a un vertido de aceite.

La sentencia del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 12 es del 12 de marzo de este año y se refiere a unos hechos ocurridos el 24 de enero de 2018.

El conductor circulaba en dirección a Madrid por la rotonda conocida como 'del ocho', donde se encuentra la nave de Hierros Díaz, cuando perdió el control del vehículo y chocó contra el quitamiedos metálico. Aquello fue a las 06.50 horas y, momentos después, vio que otros dos conductores perdían el control, aunque no se salieron de la vía.

El juez considera probado que existía una mancha de aceite mezclado con arena que causó una pátina deslizante en la calzada, como recogió la Policía Local en su atestado. En ese mismo documento, los agentes hicieron constar que el aceite había sido vertido dos días antes, el 22 de enero.

Ese día una motocicleta cayó del camión que la transportaba y esparció la sustancia. Los Bomberos extendieron entonces sepiolita para absorberla. La empresa encargada de la conservación de la carretera barrió en varias ocasiones la mancha en los días siguientes. El día del accidente iban a limpiarla de nuevo, pero consideraron que no había ningún peligro.

Sin embargo, el juez considera probado que existía el peligro debido al accidente de este vehículo. Por eso, el Estado tendrá que indemnizar al conductor con 1.816 euros por los daños del vehículo, aunque no tendrán que resarcirle por la llamada que efectuó a su seguro, ni el coste del seguro de responsabilidad civil durante el tiempo que el vehículo estuvo en el taller, ni por la parte proporcional de esos días del impuesto de matriculación. Al desatender todas estas peticiones, el juez estima en parte la petición del conductor y por tanto no condena en costas a la Administración.

El conductor es Jesús Ramos, quien usó una noticia de HOY para demostrar que su accidente no fue el único aquel día. El 29 de enero de 2018, este diario informó del accidente que tuvo un cartero de Correos, Miguel Ángel Gragera. Este sufrió diversas lesiones por la caída de su motocicleta debido al mismo vertido y alertó de que en esa rotonda se podían tener accidentes.

Con esa noticia, Jesús Ramos demostró que ese día ocurrieron más accidentes debidos a la misma causa. De hecho, fue posterior al suyo y el atestado que hizo la Policía Local no movilizó los medios para limpiar la calzada. La foto que acompaña esta información, explica Jesús Ramos, es de las 17.00 horas. Esto es, casi diez horas después de su accidente. Y la mancha permanece. Por eso cree que el accidente del cartero podía haberse evitado y recuerda que tuvo lesiones personales.

Además, lamenta haber tenido que llegar a los juzgados con su causa. Él reclamó por la vía administrativa y el Estado desestimó su petición.

«Me gustaría que mi caso sirviera para cambiar la forma de proceder de las administraciones ante este tipo de reclamaciones y para animar a que denuncie a todo aquel que sufra un daño o perjuicio como consecuencia del mal funcionamiento del servicio prestado por una administración pública», subraya.