Los coches invaden para aparcar la parcela del antiguo colegio Bótoa en Badajoz

Coches aparcados en el solar del antiguo colegio Bótoa ayer, antes de que fuera vallado./J. V. Arnelas
Coches aparcados en el solar del antiguo colegio Bótoa ayer, antes de que fuera vallado. / J. V. Arnelas

La Policía Local se vio obligada ayer a cerrar con vallas los tramos de acera rebajados para impedir el acceso de los vehículos al foso del baluarte

Miriam F. Rua
MIRIAM F. RUA

La parcela de la calle Stadium donde estaba el antiguo colegio Bótoa en Badajoz se ha convertido en un aparcamiento improvisado. La retirada del vallado colocado durante las obras de demolición del colegio ha dado vía libre a los conductores para estacionar allí sus coches. Algunos incluso estaban aparcados pegados al lienzo de la muralla abaluartada.

El Ayuntamiento, que fue ayer alertado por HOY, dio orden a la Policía Local para que instalara vallas en los accesos e impedir que el foso del baluarte de San Antonio fuera invadido por los coches.

A media mañana de ayer, dos policías se encargaron de cerrar con vallas los cuatro puntos de la acera de la calle Stadium que está rebajada por coincidir con pasos de peatones. Precisamente, por estos rebajes han accedido los conductores a la parcela para dejar su coche.

Además, los agentes dejaron avisos en los parabrisas de la treintena de vehículos que en ese momento estaban estacionados en este tramo de muralla, advirtiendo de la prohibición de aparcar ahí, pero sin multa.

Dos polícias vallaron los accesos ayer al mediodía.
Dos polícias vallaron los accesos ayer al mediodía. / J. V. Arnelas

Los conductores que llegaban a recoger sus coches se mostraron sorprendidos. «No he visto vallas ni señal de prohibido aparcar, dentro había coches y he aparcado ahí. No pensaba que no se pudiera. La sorpresa ha sido ahora que he vuelto del centro de salud y lo he visto todo vallado», cuenta Raquel Costa.

Lo mismo le sucedió a Laura Márquez: «Paso por aquí todos los días y nunca había visto coches, pero como hoy había, no he dado ni una vuelta buscando aparcamiento y me he metido sin pensármelo».

Un parking en frente

Justo en frente de esta parcela está el aparcamiento público, que gestiona Adeba en las antiguas instalaciones deportivas 'Juventud'. Este parking tiene 500 plazas, que solo se llenan en ocasiones muy puntuales como la cabalgata de Reyes o Carnavales. Ayer por ejemplo, había disponible más de 350 plazas.

«El parking es muy caro y no puedo pagarlo todo los días». Esto que dice Laura Márquez es lo mismo que argumentaron ayer muchos de los conductores que aparcaron junto a al muralla. En realidad, el coste de los estacionamientos de Adeba (sea abierto o cerrado) es de 1,40 euros pero el pago es voluntario, confirma Carlos, uno de los trabajadores del parking de la calle Stadium.

La parcela invadida por los coches es, en realidad, el foso del baluarte de San Antonio, que como toda la muralla está protegida como Bien de Interés Cultural. El Ayuntamiento pretende convertir esta zona en un corredor verde.

«Es una zona patrimonial y lo que pedimos es que se presente y se haga cuanto antes el proyecto del corredor de la calle Stadium para evitar que la gente lo identifique con un solar», valora Juan Manuel Bueno, presidente de la asociación Cívica.