La barriada de Llera de Badajoz tendrá su centro de mayores antes de que acabe el año

Estos son los vestuarios de la barriada de Llera que se convertirán en sede de los mayores. :: J. v. arnelas/
Estos son los vestuarios de la barriada de Llera que se convertirán en sede de los mayores. :: J. v. arnelas

El Ayuntamiento adaptará los vestuarios de un antiguo campo de fútbol de la barriada para que los jubilados tengan un lugar de reunión

Miriam F. Rua
MIRIAM F. RUA

Los mayores de la barrida de Llera están de enhorabuena. Tras años reclamando un centro de mayores en su barrio, podrán estrenar en este 2018 una sede donde reunirse y guardar los materiales de las pistas de petanca.

La concejala de Servicios Sociales, María del Rosario Gómez de la Peña, confirmó ayer esta noticia que adelantó el grupo municipal Cs atribuyéndose el logro.

«No será un centro de mayores como tal», insistió la edil, quien argumentó que la población jubilada de la barriada de Llera no justifica, de momento, la creación de un centro de estas características.

Como alternativa, lo que hará el Ayuntamiento para atender la demanda de los jubilados del barrio será cederle el uso de lo que en su día fueron los vestuarios deportivos del campo de fútbol de la barriada y que actualmente están cerrados y sin uso.

Se invertirán 55.000 euros

Para ello, se ha incluido dentro de las inversiones con el remanente del Instituto Municipal de Servicios Sociales (IMSS) una partida de 55.000 euros para recuperar los vestuarios, desmantelados por el vandalismo, y adaptarlo a su futuro uso.

Se trata de una construcción de cien metros cuadrados, ubicados en al calle Newton, junto a lo que en su día fueron unas pistas de fútbol. «Hay que poner nuevas las ventanas, hacer las instalaciones porque robaron las tuberías y los cables de la electricidad y renovar la cubierta», detalla Gómez de la Peña.

La partida para adaptar los vestuarios se aprobó en el consejo rector del IMSS con los votos favorables del grupo popular y la reserva del voto de Cs y PSOE, según explicó la edil. Ahora, para que puedan contratarse las obras, es necesario que la propuesta sea aprobada en pleno.

Irá -cuenta- incluida dentro de las inversiones que se financiarán con el remanente de tesorería del año 2017 del Ayuntamiento. En los últimos años, esto toma forma en los llamados planes de impulso que el gobierno municipal suele sacar adelante en julio. Aunque Gómez de la Peña no ha confirmado este extremo, es muy probable que este mes esté aprobado el plan de inversiones financiado con el remanente.

En cualquier caso, la obra de adaptación del nuevo centro de mayores tiene que estar lista antes de que acabe este año. «Confío en que si se aprueba podamos llegar a esa fecha, no es una obra nueva, se trata de arreglar una construcción que ya existe», puntualiza Gómez de la Peña.

En la futura sede de los mayores de la barriada de Llera no habrá actividades, para eso los que quieran tendrán que acudir al centro más próximo, el de María Auxiliadora. En la ciudad funcionan nueve centros de mayores que dan servicio a los jubilados, una red que para la concejala «cubre las necesidades de los mayores de todos los barrios».

Esto significa que, de momento, no está en los planes del Ayuntamiento construir nuevos centros, pese a que hay barrios como Suerte de Saavedra que insisten en esta infraestructura para su barrio.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos