Arden 14 coches en una finca de la barriada de Tulio donde se almacenaban

Algunos de los coches calcinados en la barriada de Tulio. :: casimiro moreno

Los vecinos de la zona piden que se controle este depósito porque las llamas casi alcanzaron las casas cercanas

NATALIA REIGADAS BADAJOZ.

Las llamas superaban la altura de las casas. El incendio en una finca donde se almacenaban coches dio un gran susto a los vecinos de la barriada de Tulio. Finalmente las llamas no llegaron a las viviendas, pero calcinaron 14 vehículos. Ahora se investiga el fuego para determinar las causas.

Los bomberos de Badajoz fueron movilizados por el servicio de emergencias 112 pasadas las tres y media de la mañana del martes. Acudieron a sofocar un incendio en la barriada de Tulio. Los vehículos, ya retirados de la circulación, estaban almacenados en una finca.

Los efectivos del Servicio Municipal de Extinción de Incendios acudieron a Tulio, pero al llegar comprobaron que el incendio estaba muy avanzado por lo que no pudieron salvar los vehículos. Controlaron el perímetro, y ante todo, impidieron que el fuego se acercase a las casas cercanas.

Cuando los bomberos llegaron al lugar, el fuego estaba muy avanzado y era de grandes dimensiones

Tras dos horas, los coches quedaron calcinados y el fuego controlado. Las llamas se quedaron, según los testigos, a poco más de un metro de una de las casas. La Policía Nacional y la Policía Local, cuyos efectivos se desplazaron a la zona, llevan ahora la investigación del suceso.

Los vecinos aseguraron ayer a HOY que en la finca se gestiona un desguace de coches y que, en el momento del incendio, había una veintena de vehículos. Los bomberos confirmaron que los turismos incendiados estaban almacenados, ya que algunos no tenían capacidad para circular al faltarles piezas. En cuanto al origen, por el momento el Servicio Municipal de Extinción de Incendios solo señala que no se debe a un fuego de pastos que alcanzó los coches. Creen que el origen estuvo en la propia finca.

La Policía Nacional, ayer por la tarde, aún esperaba que se formalizase la denuncia por el incendio de los coches.

Más control

Los vecinos aseguraron ayer que no es la primera vez que se produce un incendio de coches en el barrio y aseguran que estos incidentes se deben al almacenaje de coches que se da en la zona, ya que se trata de una barriada alejada del núcleo urbano. Solo se llega por una carretera que sale del Cerro de Reyes.

«Esta vez el fuego se ha quedado a un metro de la casa, pero por los bomberos, podría haber sido mucho peor», se lamentaba ayer uno de los residentes de la zona que no revela su identidad para evitar conflictos vecinales. Sin embargo este pacense pide a las autoridades que regulen las actividades que se dan en el barrio para evitar nuevos fuegos.

Además del riesgo de incendio, los vecinos detallan otra serie de molestias causadas por los vehículos almacenados. Aseguran que hay vertidos de líquidos, y ruidos.

Estas no son las únicas quejas de los vecinos. En esta barriada de Badajoz, que cuenta con unos 150 vecinos, no hay alumbrado público ni red de saneamiento ni abastecimiento. Los residentes han reclamado estas infraestructuras al Ayuntamiento de Badajoz, pero no han obtenido respuesta. Les responden, según los residentes, que sus construcciones se levantaron de forma irregular en estos terrenos.

Al no contar con red de saneamiento dependen de las fosas sépticas, que causan numerosos problemas. En cuanto al abastecimiento de agua, en su caso lo logran gracias a un pozo común aunque aseguran que la calidad no es buena.

Otro problema al que se enfrentan a diario es que las calles son de tierra, no hay ninguna zona asfaltada. Esto incluye los 300 metros de camino que les separa del Cerro de Reyes. Cuando llueve, el acceso es impracticable y los residentes se quedan prácticamente aislados.

Tampoco cuentan con servicio de recogida de basuras, se coordinan los propios vecinos y han tenido problemas graves de limpieza, por ejemplo, la presencia de ratas este mismo verano.

Los afectados esperan que el incendio, dada su gravedad, sirva para que presten mayor atención a esta zona de la ciudad.

Pocos casos

Hay pocos casos de fuegos en vehículos tan llamativos. El último similar fue en julio de 2017 en un garaje de Valdepasillas. Un incendio provocado calcinó por completo 4 coches y dañó otros 24 turismos que estaban aparcados en el subterráneo. Hubo un detenido por estos hechos.

También son habituales los incendios provocados de vehículos en El Campillo, cerca de la Plaza Alta. Suelen aparecer coches calcinados, aunque no se producen denuncias al respecto.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos