Aqualia corta el agua al edificio okupado en San Fernando

Los operarios durante la obra ayer. :: hoy/
Los operarios durante la obra ayer. :: hoy

Los operarios de la empresa concesionaria fueron a la calle Torres Naharro custodiados por agentes de la Policía Nacional

N. R. P.

badajoz. Operarios de la empresa Aqualia procedieron ayer a eliminar un enganche de agua irregular que detectaron delante del edificio de San Fernando que fue okupado hace dos semanas.

Los técnicos de la empresa concesionaria de la red de aguas se presentaron en el bloque de pisos, en la esquina de la calle Torres Naharro con la avenida Carolina Coronado, a primera hora de la mañana custodiados por agentes de la Policía Nacional. La obra, sin embargo, discurrió sin incidentes. Los operarios de Aqualia levantaron la acera, localizaron la conexión, la cortaron y lo taparon con hormigón para dificultar que vuelva a ser manipulado.

El bloque de pisos lleva varios años vacío desde que la obra se paró cuando estaba prácticamente terminada y quedó en manos de los bancos. Hace dos semanas se mudaron los primeros okupas y en la actualidad, según los vecinos, están habitadas la mayoría de las viviendas.

Los residentes de la zona temen que la okupación de este inmueble provoque problemas de convivencia, por lo que ayer se vio con buenos ojos la operación llevada a cabo por Aqualia. La esperanza de los vecinos cercanos es que los okupas ilegales abandonen el bloque porque, denuncian, que la situación actual produce inseguridad en la zona.

La semana pasada Aqualia realizó una obra similar, eliminar una conexión irregular, en San Roque, en ese caso fue en un edificio ocupado en la calle Gómez de Villafranca.