Fragoso: «Me iré en 2021; mientras, me encargaré de que la ciudad avance»

Francisco Fragoso, en su despacho. / José Vicente Arnelas

El alcalde de Badajoz asegura que sus 13 concejales trabajan en un solo equipo y pone el foco en las obras que saldrán adelante con los fondos Edusi

Rocío Romero
ROCÍO ROMEROBadajoz

Quiere pasar página sobre la formación del Gobierno municipal. Para el alcalde, Francisco Fragoso, el Ayuntamiento está ya en marcha, su objetivo es fomentar el empleo y el futuro más inmediato pasa por sacar adelante los proyectos financiados con los fondos Edusi. En esta entrevista, hace un repaso a las últimas semanas y afirma: «Ahora me voy a encargar de que encaje un gobierno con distintas opciones políticas y conseguir que la ciudad siga avanzando».

–¿Qué pasó en las elecciones?

–Cometimos fallos, nos encerramos en el despacho y la gestión. Posiblemente al ciudadano le interesa más la baldosa que se mueve que la plataforma logística que puede generar empleo y futuro. Ole molesta más que esté descuidado un juego infantil a tener una piscina climatizada que será modelo en 200 kilómetros a la redonda. No renuncio a los grandes proyectos, pero nos centramos ya en el día a día.

–¿Cómo coordinará a tres partidos (PP, Cs y Vox) para eso?

–A partir de que delegué en los concejales, nos hemos olvidado de las siglas y formamos un equipo para mejorar la calidad de vida en Badajoz. Lo que he intuido hablando con todos es que hay absoluta lealtad a la institución y al alcalde.

–Pero tiene un primer teniente de alcalde, Ignacio Gragera, que se niega a reconocer a un concejal de su gobierno (al de Vox).

–Eso es un problema semántico. Ese concejal ha dicho que está contento.No voy a estar en debates semánticos, estoy en el debate de la acción y del futuro. He conformado un espacio donde todos están cómodos, pero nos hemos enfrascado en un debate que no existe en la administración local.

–O sea, que para usted Vox no está en el Gobierno.

–Es un debate en el que no he entrado porque el gobierno no existe en la administración local. He conseguido dar a cada uno el espacio donde está cómodo. Y el concejal de Vox lo ha dicho. ¿Por qué entrar en esto? Entiendo que a los ciudadanos no les interesa ese debate, sino las cosas que se hacen. ¿Dónde dice qué es el gobierno en la administración local? ¿Sabe quién gobierna en Badajoz? El gobierno soy yo porque la ley dice que todas las competencias son del alcalde. Pero también el Pleno, por lo tanto el PSOE y Podemos son también gobierno.

–¿Por qué no dejar que gobierne la lista más votada?

–Voy a decir las mismas palabras que dijo Ricardo Cabezas en 2015. Dijo que iba a dejar que fluyera el diálogo y el encuentro entre las fuerzas políticas. En la nueva cultura política no gobierna quien saca más votos, sino quien suma en los espacios en los que se decide quién gobierna. Hay una mayoría de ciudadanos que quiere que gobierne el centro derecha. Lo importante son los gobiernos estables.

«Pediremos autorización para un nuevo plan de impulso y nos pondremos a trabajar en los presupuestos»

–¿Cuándo comenzaron las negociaciones?

–Todos estábamos en posición de diálogo desde el 27 de mayo, pero nuestros partidos a nivel nacional tenían que poner las reglas del juego. El diálogo se desarrolló hasta el 15 (día de constitución del Ayuntamiento).

–¿Negó algo a Cs? Tienen áreas muy importantes, cuentan con ocho contratados de confianza...

–¿Alguna vez pidieron contratados de confianza? Ellos no los pidieron.

–Usted tiene 9 ediles y 12 contratados de confianza. Cs tiene cuatro concejales y ocho de confianza. ¿Los ve inexpertos o incapaces?

–No, no. Considero que los necesitaban porque en esas áreas ya estaba ese personal. No voy a entrar en el juego de contar lo que ha ocurrido en medio del acuerdo.

–¿Ha negado algo a Cs?

–Si se lo he negado no lo voy a contar. A los ciudadanos les interesa el resultado de las negociaciones.

–Cuéntelo y después que los ciudadanos decidan si les interesa.

–Pues no. Al ciudadano le interesa el resultado. Y el diálogo debe desarrollarse en un espacio. De lo contrario no habría confianza.

–Tuvo cerrado el acuerdo, pero Vara hizo una oferta a Cs y el pacto se paró. ¿Qué ofreció?

–A mí no me corresponde decirlo.Que lo cuente Vara. Ya sabemos algo que Cabezas había ofrecido: tener 16 liberados. Tengo la información, pero no es leal contarlo.

–En Madrid le pidieron la renuncia para hacer alcalde a Gragera, ¿Le ofrecieron algo a cambio?

–Madrid me planteó la exigencia que en ese momento tenía Cs. Y yo entre esa alternativa y que la izquierda viniera a devolver la ciudad de las deudas, despilfarro, del abandono...

–¿Le ofrecieron algo?

–Siempre me pudieron ofrecer algo, pero yo tenía mi reingreso a la universidad pedido. No quiero nada que no me genere ilusión.

–¿Cómo ve que el PP de Cáceres se negara a turnarse la Alcaldía?

–Habrán hecho lo que entienden mejor para su ciudad. Yo he hecho lo que entiendo mejor para la mía. Lo peor que le podía pasar a Badajoz es que Cabezas fuera su alcalde. No lo querían mis votantes.

–Se compromete a irse en 2021. ¿Se lo replantearía si Cs se lo pidiera?

–Di mi palabra y me voy. Ahora me voy a encargar de que encaje un gobierno con distintas opciones políticas y conseguir que la ciudad siga avanzando.

–En 2021, cuando cese, Monago dejará de presidir el PP extremeño. ¿Es su opción?

–No voy a liderar el PP extremeño.

–¿Será senador? Va de primer suplente de Pedro Acedo.

– No. He ido antes de suplente en otras listas. No es la primera vez.

–¿Se va totalmente en dos años?

–Menos de mi partido. No descarto responsabilidades en la provincia, pero no liderar el PP extremeño.

–¿Por qué volver a la Diputación si está en retirada?

–Para que la ciudad tuviera un peso en la institución. Allí el PSOE ha hecho tres vicepresidentes a quienes no han sido alcaldes y refuerzan a Cabezas para que haga oposición en Badajoz, según el PSOE. O sea, que le colocan 63.000 'pavos' al año y no para que trabaje en la institución, eso no es trincar ni es chalanear... No es mala mi presencia para controlar.

–A estas alturas otros años había plan de impulso a la economía local. ¿Habrá este?

–En 2018 superamos el techo de gasto al invertir 10 millones de euros para cambiar las luces ledes con los fondos Jessica. Para hacer el plan de impulso hace falta autorización del ministerio y vamos a pedirla, pero la ciudad no está parada.Acabamos de terminar San Juan y organizamos otros festivales, como el Folclórico o el Flamenco y Fado. Estamos trabajando en cuestiones importantes, como el plan de impulso al empleo. Nuestro objetivo son las 13.800 familias que siguen viviendo la lacra del desempleo. Trabajamos para ofrecerles formación, con unos cursos que tienen una inserción laboral del 70%, y en los proyectos Edusi.Estos mejorarán la vida: soterramientos de cables y contenedores (que ya están aprobados por el ministerio), trabajamos en el corredor verde de la calle Stadium, en mejorar el muro perimetral de la vía norte, la reforma de Padre Eugenio, mejorar el parque de la Legión con zonas infantiles...

–La prueba de fuego del tripartito serán los presupuestos.

–Empezaremos a trabajar en los próximos meses. Los concejales deben aterrizar en sus áreas. Estoy reuniéndome con ellos para que me planteen sus objetivos y orientarles como alcalde, todo en el marco que hemos acordado con Cs y lo que tengo claro que es mejor para la ciudad. Una vez que se formalice, trabajaremos en las cuentas.

–¿Es necesario que los 14 concejales tuvieran sueldo?

–Lo es. Tuve doce antes de que Borruel me obligara a reducirlo a siete. Lo importante es que cumplan con sus obligaciones y se dediquen a transformar la ciudad.