«Esto es que no va, ya no va»

«Esto es que no va, ya no va». «Así que todo eso ha derivado en el cierre después de 48 años».

Negocios de toda la vida comienzan a desaparecer de las calles de Almendralejo. Hace unos años cerraron los primeros grandes almacenes comerciales que hubo en la ciudad, los Almacenes Amaya. Pero antes lo hicieron otros como Deportes La Moda

Con ellos también se fueron muchos de los dependientes de toda la vida, personas de cierta edad, servicio pulcro y atención personalizada. Junto a Tomás han trabajado muchos, aunque él no puede remediar acordarse de uno principalmente, José Cobo Fernández, que llegó a trabajar a la librería con nueve años.

Tomás Izquierdo Empresario

A pesar de la tendencia, aún quedan comercios tradicionales en Almendralejo, de los que quizás el máximo exponente es El Zamorano.

 

Fotos

Vídeos