Los datos del agua muestran la diferencia con la de Mérida

G. C. ALMENDRALEJO

La Confederación Hidrográfica del Guadiana plasmaba en su página web una serie de datos sobre la calidad del agua de Almendralejo, al igual que del resto de municipios. Sin embargo, la Plataforma de Almendralejo asegura que poco después la CHG eliminó de su portal esas cifras.

La Plataforma ha considerado que la realización de una simple comparativa descriptiva entre la calidad del agua que se suministra a Almendralejo y la que se suministra a Mérida (con los datos expuestos por la CHG) muestra el mal estado del agua suministrada a la primera ciudad y evidencia la diferencia entre la calidad de las aguas de los dos puntos de captación.

Los datos a los que ha tenido acceso HOY y que han sido facilitados por la Plataforma contra la Contaminación de Almendralejo, muestran los análisis del agua en el punto de captación de agua en el río Guadiana antes de pasar por la planta potabilizadora, que es donde se prepara el agua para que sea potable y totalmente apta para el consumo de los ciudadanos de Almendralejo. En el recuento de los coliformes fecales en el año 2016, que fue el último del que hay datos en Mérida (la CHG no ofreció datos ese año de Almendralejo, donde se quedó un año antes) el nivel máximo que tuvo Mérida fue de 85 UFC/100 y solo un mes, hubo varios en los que era 0; mientras que en Almendralejo hubo tres meses en los que se llegó a los 2.000.

En el recuento de estreptococos fecales, el nivel en Almendralejo también fue de 2.000 en varios meses y en Mérida el nivel máximo fue de 17. Desde 2009 solo hubo un pico de 260 en Mérida. El nivel máximo de arsénico del agua en Almendralejo en 2015 fue de 6,02 ug/L; mientras que el nivel máximo en Mérida ese mismo año fue de 2,42 ug/L. Los niveles de molinate en la captación para Mérida la máxima es de 0,06, mientras que en el agua para Almendralejo durante los meses de abril a agosto se pueden ver como hay un incremento notable de este herbicida, llegando a 4,177. En terbutilazina, en nivel máximo en el punto de captación de Almendralejo en 2016 fue de 1 ug/L y en Mérida el pico llegó a 0,04 ug/L. También hay una gran diferencia entre los niveles de fosfatos y nitratos que había en el agua del río Guadiana comparados con los del embalse de Alange.

En Almendralejo ese mismo año el nivel de fosfatos llegó a 0,68 ug/L mientras que en Mérida permaneció estable todos los meses en 0,05. Aún hay más diferencia en los nitratos, que en Almendralejo llegaron a 21,30 mg/L y en Mérida sólo alcanzaron un pico durante un mes de 2,00 mg/L.

La Plataforma cree la captación de agua para Almendralejo no cumple las normas de calidad ambiental exigibles a las aguas destinadas a la producción de agua potable, que establece la Directiva Marco del Agua.